Arizona “blinda” frontera ante llegada de Caravana Migrante

NOGALES, Son. (apro).- La Aduana y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) en los Estados Unidos anunció que en los puertos internacionales de entrada a Arizona emprendió la instalación de alambres de púas, bloqueo parcial de carriles, verjas metálicas y hasta barricadas.

La agencia federal estadunidense adelantó que va a notificar al público en general cuando se retiren los materiales y se vuelvan a abrir los carriles, de manera tradicional; sin embargo, anticipa, esto no ocurrirá hasta después de que culmine el movimiento de la Caravana Migrante.

Las personas que viajen a través de alguno de estos puertos de entrada, continúa el informe oficial, sufrirán un aumento periódico en los tiempos de espera para ingresar a los Estados Unidos.

Adicionalmente, la aduana ofrecerá capacitación a su personal, recibirá nuevos elementos y tendrán el apoyo de mil 500 soldados estadunidenses.

“CBP está evaluando continuamente sus capacidades y haciendo los preparativos necesarios para anticiparse a la caravana migratoria”, puntualiza el comunicado de prensa.

“Con independencia de las contingencias operacionales a las que nos enfrentemos, el CBP garantizará la seguridad en la frontera, actuará de acuerdo con los principios más altos de aplicación de la ley y tratará a los inmigrantes en forma humana y profesional en todo momento. No obstante, la máxima prioridad de CBP es la seguridad, protección del pueblo estadunidense y del público que viaja”.

Mientras la aduana se apertrecha, la Patrulla Fronteriza detuvo a mil 103 migrantes en la última semana.

Los vigilantes fronterizos del sector de Yuma detuvieron a 654 migrantes que había ingresado a Estados Unidos de manera ilegal por San Luis Río Colorado.

El grupo que en su mayoría estaba integrado de familias y jóvenes no acompañados llegaron procedentes de Guatemala y al enfrentarse a la peligrosidad del desierto se vieron en la urgencia de entregarse a los agentes entre el lunes 12 y el martes 13 de noviembre.

Una semana antes, entre los días 6 y 7, los patrulleros detuvieron a otros 449, que se sumaron a los 82 detenidos que fueron sorprendidos mientras ingresaban a los Estados Unidos a través de los cimientos de una antigua garita.

Finalmente, otros 83 fueron arrestados al ser observados por las cámaras de videovigilancia, al momento que cavaban un túnel por debajo del muro fronterizo que divide a México y Estados Unidos.

Comentarios