Durazo rechaza que la Guardia Nacional sea un paso hacia la militarización del país

Alfonso Durazo, futuro titular de la Secretaría de Seguridad Pública. Foto: Eduardo Miranda Alfonso Durazo, futuro titular de la Secretaría de Seguridad Pública. Foto: Eduardo Miranda

CIUDAD DE MÉXICO (apro).– En diversas entrevistas concedidas a lo largo del día, incluida una banquetera al salir de un encuentro con Andrés Manuel López Obrador, Alfonso Durazo rechazó que con la creación de la Guardia Nacional el próximo gobierno esté dando un paso firme hacia la militarización del país.

“Lo que pretendemos es acabar con la simulación con la que han venido actuando hasta ahora las fuerzas militares, la Guardia Nacional dará cobertura al trabajo de la seguridad pública bajo una visión democrática y el uso de la fuerza en un marco de legalidad y de respeto a los derechos humanos”, dijo.

Rodeado de una nube de reporteros, el próximo titular de Seguridad Pública admitió que la única alternativa disponible hoy por hoy para enfrentar la criminalidad es apoyarse en el Ejército y en la Marina. Ambas instituciones, junto con la Policía Federal, nutrirán a la Guardia Nacional con policías militares que tienen una formación distinta a las tropas que actualmente se encuentran en las calles.

“Esa formación los califica para desarrollar tareas de seguridad pública; los mandos son militares y la función es militar, pero poseen una formación adicional que los habilita para desempeñar funciones de seguridad pública”, agregó.

Durazo argumentó que, si hubieran tenido a la mano civiles perfectamente capacitados, otra habría sido la decisión, pero aclaró que no los hay.

Además, aclaró que la Guardia Nacional va ser un cuerpo adicional de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), pero con identidad propia.

En declaraciones al noticiero Despierta con Loret, Durazo abonó sobre el tema y sostuvo que no hay forma en este momento de retirar a las fuerzas militares de la calle. “Las únicas instituciones con capacidad para responder en este momento a las circunstancias de inseguridad es el Ejército y la Marina”, reiteró.

Y añadió:

“No podemos decirle a la ciudadanía ‘espérenos tres años a que nosotros formemos un cuerpo de seguridad para enfrentar al crimen’; las policía militar y naval están formados en el respeto a los derechos humanos y los nuevos reclutas tendrán énfasis también en esta formación de respeto a los derechos humanos”.

En relación al costo de esta nueva estrategia, Durazo dijo que en 2019 la Secretaría de Seguridad tendrá el mismo presupuesto que en la actualidad se destina a las tareas de seguridad, alrededor de 60 mil millones de pesos, por lo que se estima que el próximo año se requerirán entre 10 y 12 mil millones de pesos para cumplir con la primera etapa de reclutamiento, capacitación y adiestramiento de los nuevos elementos que se van incorporar a la Guardia Nacional.

“En el segundo año estamos hablando de una cifra un poco mayor y en el tercer año igualmente una cifra un poco mayor, estimamos cumplir este plan, tenerlo completo operando al 100 para el 2021”, indicó.

Comentarios

Load More