Violencia política de género contra alcaldesas en Oaxaca debe ser investigado y castigado: INE

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Instituto Nacional Electoral (INE) condenó la renuncia de tres alcaldesas en Oaxaca para que sus cargos fueran ocupados por hombres.

Se trata de las presidentas municipales de Santiago Tamazola, Anayeli Huerta Atristain, de la coalición PRI-PVEM-Nueva Alianza; de San Miguel Ahuehuetitlán en la Mixteca de Oaxaca, Fidelia Bernarda Cuenca Fermín, y de San Juan Bautista Tlacoatzintepec, Martha Regules Mendoza (Morena).

Sin embargo, se tiene conocimiento de que otras mujeres están siendo obligadas, bajo amenazas, a renunciar a sus cargos en los municipios de San Juan Colorado, Santa María Teopoxco y Pinotepa de Don Luis, según un comunicado del INE.

La situación que se vive en Oaxaca implica un menoscabo a los derechos políticos de las mujeres y una simulación al principio de paridad, y eso debe ser investigado y sancionado, subrayó en conferencia de prensa la consejera Dania Ravel.

De igual manera, reafirmó el compromiso del INE con la promoción y respeto a los derechos políticos de las mujeres.

La consejera Adriana Favela calificó el hecho como una simulación del principio de paridad en la entidad, y exigió a las autoridades garantizar que los lugares que queden disponibles sean ocupados por mujeres, y evitar que se den nuevos casos de ese tipo.

De ser necesario, subrayó, el INE atraerá el caso de las tres alcaldesas para designar a mujeres.

Luego soltó: “No podemos dejar que sigan siendo utilizadas por los partidos políticos únicamente para cubrir una cuota, no basta que la paridad esté en la ley, debemos de lograr que las mujeres ocupen sus cargos sin ningún tipo de simulación”.

Dania Ravel afirmó que el género debe dejar de ser un impedimento para que las personas ejerzan sus derechos políticos. “La igualdad sustantiva sólo se va a lograr si ejercemos la paridad no sólo en las candidaturas, sino también en la integración de los órganos de gobierno”, sostuvo.

Detalló que de 52 presidencias municipales que ocupan mujeres en Oaxaca, al menos en cuatro municipios ellas no van a poder ejercer el cargo para el que fueron elegidas democráticamente.

En su oportunidad, la consejera Claudia Zavala llamó al Congreso y al gobierno del estado para que en todas aquellas renuncias y sustituciones que se están suscitando, los cargos sean ocupados por representantes del mismo género, es decir por mujeres.

“Hago un llamado a todos los órganos del estado a tomar las medidas necesarias para que, en este proceso electoral y de integración de órganos de gobiernos, se respete el principio de paridad”, añadió.

Y enfatizó en la necesidad de que al interior de los partidos políticos se tomen las medidas para que no se sigan realizando prácticas que constituyen un fraude a la ley. “Los partidos deben ser responsables y acompañar el proceso de integración de órganos de gobierno para que se respete la paridad”, dijo.

Tras rechazar la “simulación”, recordó a las mujeres que el INE estará vigilante de que la paridad de género se cumpla y que las mujeres puedan gobernar libres de violencia.

Durante la conferencia de prensa, Anabel López Sánchez, representante del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas, añadió que esas renuncias son prueba de que los partidos políticos aún utilizan a las mujeres en comunidades pobres o de alta marginación únicamente para cumplir con el principio de paridad durante las contiendas.

“Se trata de comunidades indígenas o de personas afro mexicanas, donde se exponen las mujeres a situaciones de violencia política”, dijo.

En ese sentido, pidió a los congresos realizar una armonización de la legislación local en materia de paridad para que las mujeres no estén expuestas durante cada proceso electoral a ser utilizadas y después descartadas mediante violencia política e incluso física.

Por su parte, la consejera del Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana de Oaxaca (IEEPCO), Rita Bell López, señaló que la autoridad electoral local ha iniciado las acciones conducentes y vistas al Congreso y a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales para vigilar, respetar y acompañar el ejercicio del cargo de las mujeres electas en el estado.

Comentarios