Otra baja del morenovallismo: Marcelo García renuncia al PAN y se declara diputado independiente

Marcelo García Almaguer es ahora diputado independiente. Foto: Twitter Marcelo García Almaguer es ahora diputado independiente. Foto: Twitter

PUEBLA, Pue. (apro).- Marcelo García Almaguer, operador del morenovallismo en las redes sociales y en campañas telefónicas, renunció este lunes a su militancia en el Partido Acción Nacional (PAN).

Se trata de la tercera baja significativa del grupo del exgobernador Rafael Moreno Valle después de su muerte y la de su esposa, la gobernadora Martha Erika Alonso Hidalgo, el pasado 24 de diciembre.

Antes de García Almaguer, señalado como experto en el manejo de campañas informativas, el exdiputado federal Eukid Castañón, también uno de los principales operadores electorales, anunció su retiro de la política.

Y el pasado 23 de enero el exalcalde de esta capital, Luis Banck, a quien se veía como el más viable para ser postulado como candidato a la gubernatura de Puebla, dio a conocer su decisión de no participar en el proceso electoral extraordinario.

Estas renuncias, además del hecho de que el panismo no decidió el nombramiento del gobernador interino, son considerados indicativos de la extinción del grupo político morenovallista y la consecuente derrota electoral en los comicios que se realizarán el 2 de junio próximo para elegir gobernador.

A través de un video en sus redes sociales, García Almaguer se declara diputado independiente, luego de que hace dos semanas fue relevado de la coordinación de la fracción parlamentaria de Acción Nacional en el Congreso local, por la actuación que tuvieron los panistas en la designación del gobernador interino.

“Hoy quienes se ostentan como dirigentes navegan sobre los restos del proyecto que los militantes y los ciudadanos tardamos años en construir, años de lucha, años de esfuerzo, que hoy pretenden utilizar para dar voz a posiciones extremas sin visión de estado”, acusa el diputado local.

En el video, García Almaguer defiende el voto emitido por la fracción panista a favor de Guillermo Pacheco Pulido como gobernador interino, pues asegura que lo hicieron con el fin de regresar la paz y dejar atrás la polarización que había prevalecido en Puebla.

En el proceso de designación del interino, tanto el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, como la estatal, Genoveva Huerta, cuestionaron la postura del morenovallista, pues lo acusaron de no defender la propuesta de Jesús Rodríguez Almeida, en ese entonces secretario general de Gobierno y quien representaba los intereses del partido.

Desde el fallecimiento de Alonso Hidalgo, Cortés había reclamado “el derecho” “por tradición” de que el gobernador interino fuera designado por su partido, en razón de que ganaron las elecciones del 1 de julio.

El nombramiento de Rodríguez Almeida como interino que proponía el PAN permitiría la permanencia en el gobierno estatal del gabinete que había nombrado Martha Erika Alonso Hidalgo antes de su trágica muerte.

Sin embargo, el 21 de enero, cuando en comisiones del Congreso local se sometió a votación la terna para elegir al interino, la propuesta de Rodríguez Almeida fue desechada por no cumplir con la ciudadanía poblana ni con los años de residencia que se requieren para el cargo.

Aunque después se dio a conocer un oficio emitido por el ayuntamiento de Atlixco que acreditaba la residencia del exfuncionario, García Almaguer aseguró que ese documento nunca se lo turnó la dirigente estatal del partido, Genoveva Huerta.

Comentarios

Load More