Para detonar crecimiento del 4% se necesita más que combatir la corrupción: ABM

El peso mexicano: Foto Especial El peso mexicano: Foto Especial

ACAPULCO, Gro, (apro).—Para la Asociación de Bancos de México (ABM), el margen de maniobra del gobierno de Andrés Manuel López Obrador para detonar el crecimiento económico a tasas del 4%, se encuentra acotado por la estrategia contra la corrupción que es a largo plazo y el uso de recursos destinados a los programas sociales.

En rueda de prensa previa a la inauguración de la 82 Convención Bancaria, el vicepresidente Emilio Romano Mussali señaló:

“No solamente son los programas sociales… Todo esto tiene presiones en las finanzas públicas que se tienen que compensar a través idealmente de un crecimiento sano que traiga mayor recaudación, mayor capacidad de maniobra el gobierno federal, y eso en el corto y mediano plazo difícilmente se va a poder financiar con combates a temas como la corrupción, que son más de largo plazo”.

Entre los banqueros existe un ambiente de optimismo en cuanto a la marcha de la economía, pese a la reducción en la previsión del crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) por parte de organismos internacionales, agencias calificadoras, analistas financieros y hasta el mismo Banco de México.

De hecho, Romano Mussali, quien es director general Bank of America México aseguró que en lo que va del nuevo gobierno, la realidad económica “poco ha cambiado para efectos de preocupar a los mercados”.

“¿Por qué? Porque no ha habido, siguen las finanzas públicas sanas, sigue la economía muy parecida como era hace seis meses, las cosas que estamos viendo ahorita, por ejemplo, el tema de Pemex, son temas que no son nuevos, son temas que se vienen arrastrando, y muchas veces se fueron creando con mucha anterioridad”, explicó.

“Desde nuestra perspectiva creemos que los mercados están estables y están viendo señales de manera muy cuidadosa de si en México sigue habiendo las condiciones como ha sucedido en estos tres meses de nuevo gobierno, para que haya certidumbre para inversión y para el capital”, dijo.

Los banqueros también minimizaron las opiniones de las agencias calificadoras que recientemente cambiaron la perspectiva de las notas crediticias del país y redujeron las calificaciones de Petróleos Mexicanos a un grado de ser consideras “basura”.

“Yo creo que lo puedan llegar a decir las calificadoras puede ser ya una explicación que muchas veces ya está reflejando en los mercados, y realmente no veo que tenga mayor impacto”, dijo Alberto Gómez Alcalá, presidente ejecutivo de la ABM.

El director de estudios económicos de la ABM, agregó que “es una información ya cotidiana que tenemos todos los estamos expuestos, que los que las seguimos, los que las analizamos incluyendo por supuesto a las autoridades financieras en México, y son datos que están incorporados en sus decisiones”.

Para el banquero, la respuesta de las autoridades financieras del país, están en la dirección correcta:

“Yo creo que la respuesta que está dando y que hemos visto en la Secretaría de Hacienda, en Banco de México, en fin; ha sido la adecuada, están atendiendo, están preparando, están analizando; estamos todavía en espera de mucha información que va a estar alrededor de eso, tanto de las finanzas públicas como de las empresas paraestatales, las empresas productivas como Pemex”.

Comentarios

Comunicólogo hecho por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM; reportero labrado en Proceso.

Load More