Maduro pide a AMLO reactivar diálogo neutral y Guaidó anuncia cumbre mundial

CARACAS (proceso.com.mx).- Este sábado se realizaron movilizaciones en toda Venezuela a favor de Juan Guaidó y, en Caracas, Nicolás Maduro convocó a sus seguidores, en una nueva medición de fuerzas en la calle.

Guaidó y Maduro están pugna por el poder en Venezuela desde el pasado 23 de enero. El primero invocó el artículo 233 de la Constitución para juramentarse como “presidente encargado” en su condición e presidente del Parlamento venezolano. Maduro, tiene el control militar y burocrático de las instituciones y ejerce como presidente de la República tras unas cuestionadas elecciones presidenciales en mayo de 2018.

La “Operación Libertad” que comenzó este sábado con movilizaciones varias ciudades de Venezuela, convocada por Guaidó para organizar a sus seguidores “hasta conseguir el cese definitivo de la usurpación de Nicolás Maduro”, consiste organizar a los ciudadanos y conformar “comandos de ayuda y libertad” en todo el país en numerosos lugares que, según el jefe del Parlamento, logró congregar a venezolanos en 358 puntos en todos los estados del país.

La meta es, de acuerdo a lo declarado por Guaidó, lograr para el próximo miércoles, 2 mil comandos de “ayuda y libertad” al rededor del país en más de mil puntos, incluyendo los 358 que se congregaron este sábado.

Por su parte, Maduro convocó a sus seguidores para la “Gran Marcha Antiimperialista” para respaldarlo y rechazar “la injerencia de EU”. La movilización fue en el oeste de Caracas y cuyo punto de llegada fue el Palacio de Miraflores, sede de gobierno. “Vamos todos a llenar de alegría y colorido popular las calles de Caracas para ratificar el carácter antiimperialista de Venezuela. Juntos, en permanente movilización, sigamos defendiendo la paz y la independencia nacional. ¡No más injerencia!”, dijo Maduro en su cuenta Twitter antes de la convocatoria.

Desde Caracas, Guaidó reiteró el llamado a sus seguidores para organizarse y conformar comandos de “ayuda y libertad” en cada comunidad del país. También anunció nueva fase de la “Operación Libertad” en la que participarán los empleados públicos. Y convocó a una nueva movilización nacional para el próximo miércoles 10 de abril.

Adicionalmente, aseguró que próximamente se realizaría el “Encuentro Mundial de Líderes de la Emergencia Humanitaria” una cumbre internacional que tendrá lugar en Caracas. “No estamos solos, tenemos el respaldo de la comunidad internacional”, aseguró.

Para hacer frente a los comandos de “ayuda y libertad” en todo el país anunciados por Guaidó, Maduro pidió a conformar “cuadrillas de paz” también todas las comunidades. Días atrás Maduro detalló que estas cuadrillas estarían conformadas principalmente por “colectivos”, grupos paramilitares de civiles armados que usualmente atacan a manifestaciones opositoras.

“Estamos movilizados en toda Venezuela a través de las cuadrillas de paz que comprende la fase de organización, adiestramiento y producción”, dijo, en Caracas, Diosdado Cabello, presidente de la Asamblea Nacional Constituyente, suprapoder creado por Maduro en 2017.

Esta semana, Cabello difundió un video en el que se le ve con un grupo de civiles encapuchados “Aquí estamos en pleno entrenamiento por la paz”, dijo en el audiovisual y agregó que se trataba de integrantes de las “cuadrillas de paz”.

Llamado a México

Durante su discurso desde el balcón del Palacio de Gobierno, Maduro le hizo un llamado al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador y a sus homólogos de Bolivia, Uruguay y el Caribe. “Yo le hago un llamado al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador; al presidente de Uruguay, doctor Tabaré Vásquez; al presidente de Bolivia, Evo Morales; a los primeros ministros y presidentes del Caribe de los 14 gobiernos de Caricom, a que retomen la iniciativa de diálogo decidida en Montevideo hace dos meses”, pidió a los países que aún lo apoyan.

Dijo estar dispuesto a apoyar y tener voluntad para buscar una vía de diálogo. “Con el acompañamiento de México, Bolivia, Uruguay y el Caribe Venezuela puede instalar más temprano que tarde una mesa de diálogo nacional con todos los sectores políticos, culturales, económicos y sociales, llamo al diálogo nacional”, aseguró.

“Le hago un llamado a los gobiernos del acuerdo de Montevideo a que se reanimen todas las circunstancias y gestiones para que Venezuela, más temprano que tarde, entre en una fase de diálogo”, agregó.

El Mecanismo de Montevideo fue impulsado por el gobierno de AMLO y Uruguay para convocar a “países neutrales” en torno a una solución al conflicto en Venezuela. El pasado 6 de marzo se reunieron en la capital uruguaya, pero México se quedó solo en su intento por impulsar un diálogo que no contemple nuevas elecciones en Venezuela.

Represión y detenciones

En el estado Zulia, al occidente del país, se registró una fuerte represión contra las personas que manifestaban a favor de Guaidó. Dos diputados fueron detenidos durante varias horas por oficiales de la Guardia Nacional, policía militarizada a la que el fallecido presidente Hugo Chávez le dio rango constitucional en 1999 cuando asumió el poder.

La diputada Nora Bracho y el diputado Renzo Prieto fueron detenidos en medio de la represión contra las protestas convocadas por Guaidó. La detención se produjo cerca de las 11:30 de la mañana, hora local. Junto a los parlamentarios, también se llevaron a tres personas más. Tres horas después el presidente de la Asamblea Nacional anunció que los diputados habían sido liberados gracias a la presión de los manifestantes que impidieron que se los llevaran a un comando militar.

En esta situación también fueron agredidos trabajadores de la prensa. El equipo de prensa de VPi TV, fue atacado y robado por funcionarios de la Guardia Nacional, denunció la periodista agredida María Carolina Quintero. “Quintero, a través de un video difundido narró que los militares la abordaron y la agredieron físicamente y le robaron su teléfono celular con el que estaba realizando su trabajo periodístico. Adicionalmente, manifestó que los efectivos la amenazaron con llevársela detenida o quitarle la vida”, denunció la organización social Espacio Público.

Reporteros locales informaron que decenas de manifestantes, entre ellos periodistas, resultaron heridos por perdigones e impactos de bombas lacrimógenas que eran disparadas directo a los cuerpos de las personas que se encontraban en las manifestaciones que se realizaron en varias ciudades de ese estado.

Zulia ha sido el estado más afectado por los apagones que ha sufrido Venezuela desde hace un mes. La entidad donde se registran temperaturas promedio de más de 30 grados centígrados, ha sufrido cortes prolongados más de 72 horas y breves momentos con servicio eléctrico. La falta de agua potable también aqueja a este estado.

Los heridos por la represión de este sábado fueron llevados a centros de salud locales que no tenían agua ni luz por lo que la atención primaria que necesitaban se dificultó, según reportes de periodistas locales.

 

Comentarios