La Profepa presenta denuncia contra el sujeto que quemó viva a una lechuza

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Tras la difusión de un video donde se capta el momento en que un individuo quema viva a una lechuza, en el municipio de San Juan Del Río, Durango, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) acudió a la Fiscalía General del estado (FGE) para interponer una denuncia penal por la muerte del ave, reconocida como parte de la especie Tyto alba o lechuza de campanario.

Personal de la dependencia se presentó en la comunidad El Aguaje con el propósito de indagar los hechos y entrevistar al presunto responsable, pero se enteró de que el sujeto ya había sido detenido por elementos de la FGE y trasladado a la cabecera municipal en calidad de indiciado.

De acuerdo con la Profepa, la lechuza incinerada pertenecía a la familia Tytonidae, que se encuentra en la lista del apéndice I de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES, por sus siglas en inglés).

Por esa razón, la institución interpuso la denuncia penal correspondiente, cuya sanción puede ir de uno a nueve años de prisión y una multa que podría alcanzar los 253 mil pesos, puesto que el equivalente económico para quien ilícitamente capture, dañe o prive de la vida a ejemplares de vida silvestre va de 300 y hasta 3 mil unidades de medida y actualización (UMAS), actualmente cotizada en 84.49 pesos.

En las imágenes difundidas la semana pasada se observa el momento en que un hombre toma al ave de las alas, la muestra a su cómplice –el encargado de tomar video– y después la coloca sobre una fogata. La lechuza intenta huir de las llamas, pero los agresores la regresan.

“Piche bruja de mierda, quema a la perra maldita. Revuélcate en el infierno perra”, se escucha al sujeto que graba los hechos, mientras el otro prende fuego.

Comentarios