Mil 400 elementos de Guardia Nacional llegarán a NL para realizar tareas preventivas

MONTERREY, N.L. (apro).- Unos mil 400 elementos de la Guardia Nacional (GN) llegarán a esta entidad para hacer trabajos preventivos, anunció hoy el Secretario de Seguridad Pública de la entidad, Aldo Fasci Zuazua.

El funcionario explicó que los militares ya no podrán hacer esa labor, como en el pasado reciente, aunque aún coadyuvarán en trabajos de vigilancia, en espera de que lleguen los uniformados de la nueva corporación.

Explicó que de las siete regiones en que se divide la entidad, los elementos de la GN llegarán a dos: la que está integrada por los municipios de Monterrey y Escobedo, y la del municipio de Sabinas y el Norte del estado, con 700 en cada una.

Luego de la pasada reunión regional en el norte del país, el secretario de Seguridad a nivel Federal, Alfonso Durazo se comprometió a enviar a los elementos de la Guardia a Nuevo León, por lo que ahora corresponde al estado crear una logística para ubicarlos.

Por ello, la policía estatal Fuerza Civil (FC) ya acondiciona algunas instalaciones para que lleguen los enviados federales, que reforzarán la lucha contra el crimen, precisó Fasci Zuazua.

Mencionó que actualmente, a Nuevo león le urge contener la creciente criminalidad, pues hasta abril se han registrado unos 100 homicidios más con respecto a este mismo mes, pero del año anterior.

Cambia protocolos FC

La llegada de la GN ayudará a la policía, que también necesita refuerzos, luego del homicidio de un agente de Fuerza Civil, que fue acribillado en el municipio de Lampazos junto con otros dos de sus compañeros que resultaron heridos en una persecución y tiroteo.

A raíz de ese incidente, señaló Fasci, cambiarán los protocolos de patrullaje, y en adelante Fuerza Civil hará recorridos solo cuando haya por lo menos dos unidades juntas, con un mínimo de cuatro elementos cada una.

La corporación estatal dejará de atender cuestiones administrativas que corresponden a los municipios, como la atención a vecinos ruidosos y borrachos que escandalizan, para convertirse en una policía de “segundo piso”, anunció el secretario.

“Segundo piso es darnos en la torre contra los narcos, perseguir a los homicidas y a los secuestradores. Eso es lo que vamos a hacer. ¿Cómo?, es mi problema, y no lo tengo qué explicar. Ando enojado porque mataron un compañero, entiéndanme. Borrachitos y pandillas ya no serán tema nuestro, salvo en puntos que sí nos toca, como una parte de Monterrey”, enfatizó.

Comentarios