Alan García supo que sería encarcelado, se encerró en su habitación y se disparó

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El ministro del interior de Perú, Carlos Morán, dio a conocer paso a paso los momentos previos al suicidio del expresidente de esa nación, Alan García.

En conferencia de prensa, relató que un equipo de la policía, encabezado por el fiscal Henry Amenábar Almonte, se presentó en la casa del exmandatario a las seis y media de la mañana, con la orden de arresto por su presunta implicación en el caso Odebrecht.

Luego de ingresar a la casa, prosiguió, el fiscal le hizo saber a Alan García sobre la ejecución de la medida judicial. El expresidente peruano escuchó todo desde de la escalera del segundo piso de la residencia.

Según la relatoría del ministro del Interior, el expresidente dijo a los agentes que lo iban a detener que iba realizar una llamada a su abogado.

Inmediatamente después, ingresó a su habitación, cerró la puerta y se disparó en la cabeza.

“El señor García Pérez, indicando de que iba a ser una llamada telefónica a su abogado, ingresó a su habitación y cerró la puerta tras de él. A los pocos minutos se escuchó el disparo de un arma de fuego y la Policía forzó el ingreso y encontró al señor García, en posición de sentado, con una herida en la cabeza”, refirió el funcionario.

Y abundó:

“La Policía procedió a trasladar al señor García Pérez al Hospital Casimiro Ulloa, se suspendió la diligencia, y posteriormente ingresó por emergencia. Esto es lo que tenemos que comunicar. La intervención de la Policía Nacional se ha pegado estrictamente a protocolos establecidos, apoyando en una diligencia judicial dictada por un juez, en un caso emblemático como es el caso Lava Jato”.

A pesar de que los médicos que lo atendieron hicieron todo para salvarle la vida, el expresidente falleció minutos después de su ingreso al nosocomio.

Comentarios