Diócesis de Toluca crea comisión para atender a víctimas de pederastia

TOLUCA, Edomex. (apro).- La Diócesis de Toluca creó la Comisión Diocesana para la Protección del Menor y del Adulto Vulnerable (Codipromav) para atender a víctimas de pederastia.

En ese organismo participan especialistas en Derecho Civil y Canónico, Psicología, Medicina, Ciencias de la Familia, Desarrollo Humano, Espiritualidad y Comunicación, “y se pone al servicio de todos los fieles, especialmente de las personas que fueran víctimas de abuso sexual por algún clérigo, consagrado o agente de pastoral”, puntualizó Francisco Javier Chavolla Ramos, obispo de Toluca.

Sin embargo, no confirmó la existencia de episodios en la Diócesis a su cargo, y precisó que la Codipromav atenderá directa e inmediatamente a las víctimas, con base en un protocolo que contempla agotar los procesos jurídico, canónico y civil indicados.

Asimismo, ofreció que en los casos que así lo requieran se procurará comunicación y colaboración con las autoridades civiles.

El jerarca destacó que, si bien no presidirá la comisión, con el objetivo de garantizar su libertad para investigar y sancionar, se mantendrá pendiente de la evolución en cada caso y se comprometió a transparentarlos.

La instancia, que se puso en marcha por indicaciones del Papa Francisco, también promoverá una cultura de prevención y transparencia.

Por su lado, la Congregación para la Doctrina de la Fe y la Conferencia del Episcopado Mexicano pidieron que cada Diócesis cuente con los instrumentos y conocimientos adecuados para atender pastoralmente los abusos sexuales contra menores de edad y personas vulnerables.

En ese sentido, el prelado convocó a toda la comunidad a comprometerse y hacer conciencia de la importancia de implementar actividades de prevención y formación sobre este tema en todos los ambientes de la convivencia cotidiana.

“Estaremos en espera de informar a ustedes el lugar de oficina de la Codipromav, así como el número telefónico al público”, anticipó el obispo de Toluca.

Y durante la Misa Crismal, este miércoles, hizo un llamado a los sacerdotes para renovar su mente y ministerio pastoral, y no mostrar una actitud lejana a su vocación.

“Exhortamos a los sacerdotes a redescubrir su fe y continuar con la misión que Dios les encomendó”, apeló.

En los últimos nueve años la Conferencia del Episcopado Mexicano suspendió a 152 sacerdotes católicos por abuso sexual contra menores de edad, de los cuales 101 son investigados por las autoridades. No obstante, en México no existe un centro que recopile la información sobre estos delitos.

El 8 de marzo del año pasado, el Juzgado 55 Penal de la Ciudad de México sentenció a 63 años de prisión al exsacerdote católico Carlos López Valdés, a quien encontró culpable del delito de pederastia, con lo que se convirtió en el primer cura en ser encarcelado por ese ilícito.

Comentarios