Habrá fuga de capitales si se prolonga la incertidumbre en el gobierno de AMLO: IMEF

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La persistente incertidumbre en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador ha frenado inversiones y podría provocar una fuga de capitales, advirtió el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF).

“Faltan datos certeros y eso confunde y genera un ambiente de polémica y de incertidumbre que permea en el sector financiero y económico de nuestro país, y vemos cómo los inversionistas frenan los proyectos a la espera de más datos, más claridad y más certidumbre. Si la incertidumbre se prolonga podría generar una fuga de capitales”, soltó en rueda de prensa el presidente nacional del organismo, Fernando López Macari.

El presidente de la República “no escucha a los inversionistas” y su paciencia “se puede agotar, porque todo tiene un límite y no pueden mantenerse en un impasse. La peor decisión es no decidir, ya que pueden perder dinero y costo de oportunidad”, dijo.

Añadió: “El aeropuerto de Santa Lucía, el Tren Maya y la refinería de Dos Bocas están dentro de una polémica nacional donde ha faltado una comunicación adecuada del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador con los inversionistas, los mercados y la población sobre cómo se pretenden llevar a cabo en tiempo y costo”.

Por segunda ocasión en lo que va del año, el IMEF disminuyó el pronóstico de crecimiento de la economía mexicana, y esta vez previó un Producto Interno Bruto de 1.4% para 2019 (la previsión anterior fue de 1.5%). Para 2020 mantuvo sin cambios su pronóstico, ubicado en 1.8%.

El Instituto resaltó el apuntalamiento de las finanzas de Petróleo Mexicanos (Pemex) con cambios en las reglas de operación del Fondo Estabilización de los Ingresos Petroleros (FEIP), para volverlo un fondo contra-cíclico, y cambios en el régimen fiscal.

De manera adicional, dijo, en días recientes se anunció un acuerdo con los bancos HSBC, JP Morgan y Mizuho Securities para renovar líneas de crédito revolventes hasta por 8 mil millones de dólares.

“Tomando en cuenta que los vencimientos para este año ascienden a 192 mil millones de pesos, con el bono que ya venció en febrero, más 100 mil millones de pesos provenientes del FEIP, sólo quedarían 77 millones por refinanciar”, explicó.

Finalmente mencionó que los recursos para estos vencimientos podrían venir de las líneas de crédito antes mencionadas, “con lo que desaparecen las presiones para que Pemex vaya al mercado este año, mejorando su posición en el corto plazo. Sigue quedando pendiente, sin embargo, el plan de negocios que dé viabilidad financiera en el largo plazo a la compañía”, sostuvo.

Comentarios