Termómetros rondan los 45 grados en Yucatán; convocan a reforestar

MÉRIDA, Yuc. (apro).– La península de Yucatán padece las temperaturas extremas que se registran desde hace varios días y que en algunas regiones han rebasado los 40 grados centígrados, aunque con sensaciones térmicas de hasta 52 grados provocadas por la humedad.

El sur de Yucatán ha sido la zona más afectado, especialmente los municipios de Muna, Río Lagartos, Peto, Mocochá, Progreso, Cantamayec y Mérida, donde los termómetros han superado los 40 grados.

Durante esta temporada, el récord de calor lo tiene el municipio de Maní, donde la semana pasada la temperatura rozó los 45 grados, pero los factores de humedad ambiental generaron sensaciones térmicas arriba de los 50 grados.

El Sistema Meteorológico pronosticó temperaturas calurosas a extremadamente calurosas para los próximos días.

El alcalde de Mérida, Renán Barrera Concha, presentó este martes la Sexta Cruzada Forestal 2019, que se llevará a cabo del 5 al 30 de junio, y a la que invitó a la sociedad a sumarse.

El programa busca replantar árboles y mantenerlos para mitigar en lo sucesivo las altas temperaturas.

Dijo que, según el inventario de la pasada administración, hay en Mérida casi dos millones 300 mil árboles, pero un millón de ellos están en mal estado.

Añadió que ya inició un proyecto para plantar árboles en estacionamientos y pisos urbanos para intentar revertir las grandes planchas de concreto.

 

Campeche paga la deforestación

En Campeche, el intenso calor tampoco da tregua, por lo que las autoridades han llamado a la ciudadanía a extremar precauciones para evitar afectaciones a la salud.

Entre otras acciones, las autoridades educativas y de salud instruyeron a los planteles a evitar sacar a los estudiantes a hacer actividades físicas a la intemperie.

En la capital del estado, donde en los últimos años se derribaron cientos de árboles de las avenidas y otros espacios como el campus principal de la Universidad Autónoma de Campeche (UAC), la población, al margen de las autoridades, ha conminado a emprender una campaña para reforestar la ciudad, aunque se han topado con la falta de sitios para hacerlo.

En el municipio de Calakmul, asiento de la reserva de la biósfera del mismo nombre, una de las más importantes del continente, se reportó que las altas temperaturas han comenzado a afectar a los animales, especialmente a la población de tapires, por la falta de agua.

Comentarios