Sección 22 toma las calles de Oaxaca en rechazo a la reforma educativa y va a paro de 72 horas

OAXACA, Oax. (apro).- Con una marcha multitudinaria y el inicio de un paro nacional de 72 horas, la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación conmemoró el Día del Maestro, al tiempo que rechazó la nueva reforma educativa porque “sólo le quita lo punitivo a la evaluación y representa más de lo mismo”.

En alusión al presidente Andrés Manuel López Obrador, destacaron que “los falsos redentores de México que aluden a personajes históricos que defendieron a la patria para mantener una imagen de Gobierno, sólo se han servido de un discurso populista para calmar el hartazgo social del sexenio pasado, mientras la oligarquía y sus grandes intereses saquean al país en medio de la pobreza mexicana”.

Y es que “en el tema educativo, no han cumplido, puesto que sólo quitaron la evaluación punitiva pensando erróneamente que con esta eliminación el magisterio nacional quedaría satisfecho porque fue una de las herramientas utilizadas por el sexenio del asesino Enrique Peña Nieto para sancionar, perseguir y encarcelar a maestros, sin embargo, de fondo y forma mantienen elementos de la nefasta reforma de Peña Nieto”.

Sin la contundencia de antaño, los maestros realizaron una marcha del crucero de Viguera al zócalo capitalino, donde corearon que “¡este día no es de fiesta, es de lucha y de protesta! y ratificaron “la posición de la lucha magisterial ante el presidencialismo que hoy gobierna y que su prioridad es mantener un pueblo callado y sumiso bajo el efecto mediático de la cuarta transformación”.

De igual forma, externaron su “repudio al entreguismo de diputados y senadores al esquema neoliberal del priismo nacional con quienes negociaron la continuidad de un régimen de excepción laboral de la Reforma Peñista con la aprobación de una Nueva Reforma Educativa que en realidad sólo le quita lo punitivo a la evaluación y representa más de lo mismo”.

“Estamos seguros que para la existencia de un verdadero cambio en el país es necesario una modificación de fondo de las políticas públicas y económicas, donde el pueblo represente al pueblo, formado, criado y forjado desde las necesidades, carencias, pobreza y marginación que palpamos los maestros en las comunidades”, agregó el magisterio en un comunicado.

Consideraron que “en este momento político histórico donde los diputados federales y senadores dejaron pasar la oportunidad de escribir sobre la historia, la aprobación de una verdadera reforma educativa derivada del consenso popular y magisterial. La Sección 22 de la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación advierte que la lucha continuará”.

De entrada, exigieron el reconocimiento del Plan para la Transformación de la Educación en Oaxaca (PTEO) como programa educativo; respuestas satisfactorias a su pliego petitorio 2019, y echar abajo el decreto número 2 que, bajo el discurso de recuperar la rectoría del Estado, busca imponer la reforma educativa.

Además, pidieron justicia y castigo a los responsables de la masacre de Nochixtlán, así como de la represión administrativa que se tradujo en retención de salarios, descuentos, maestros cesados y demás arbitrariedades.

También respeto a su lucha sindical y a los derechos laborales; la cancelación de las órdenes de aprehensión giradas en contra de maestros que encabezaron la resistencia a la reforma, así como la aparición con vida de Carlos René Román Salazar.

Finalmente hizo hincapié que, “en apego a nuestros principios rectores, manifestamos que la Sección 22 y la CNTE no cuenta con interlocutores o representantes en la Cámara de Diputados local y federal, así como en el Senado de la República para hablar a nombre de este glorioso movimiento, puesto que los maestros que hoy ostentan un cargo popular lo hacen a título personal y del partido al que representan, no a nombre de la CNTE y de la Sección 22”.

Comentarios