Denuncian asesinatos y aumento de militarización en zonas zapatistas

CIUDAD DE MÉXICO (apro).– Integrantes de colectivos y redes de apoyo del Congreso Nacional Indígena (CNI) y del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) se manifestaron esta mañana frente a Palacio Nacional para exigir el retiro de las fuerzas del Ejército de territorio zapatista, en el estado de Chiapas.

Mientras el presidente Andrés Manuel López Obrador daba su conferencia de prensa, los manifestantes exigían justicia por los asesinatos de sus compañeros Lucio Bartolo Faustino, Modesto Verales Sebastián, Bartolo Hilario Morales e Isaías Xanteco Ahuejote, integrantes del Consejo Indígena y Popular de Guerrero–Emiliano Zapata (CIPOG-EZ) y miembros del CNI.

Aseguraron que, la semana pasada, las víctimas fueron secuestradas y más tarde encontrados sin vida.

Además, al cumplirse 100 días de su asesinato, los simpatizantes del CNI y del EZLN recordaron a Samir Flores, delegado del CNI y principal opositor al Proyecto Integral Morelos (PIM), y pidieron esclarecer el crimen cometido sólo unas horas antes de la consulta popular que decidiría el futuro de la termoeléctrica de Huexca.

Los activistas lanzaron aviones de papel contra las puertas de Palacio Nacional para exigir el cese de la militarización en zonas de influencia zapatista que, según ellos, se ha incrementado durante la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Esta es la primera de al menos 20 movilizaciones que se llevarán a cabo como parte de las jornadas “Por la vida y contra la guerra” en diferentes ciudades del país y consulados mexicanos en el extranjero, “en defensa de la tierra, el territorio, la autonomía de los pueblos y contra la militarización”.

Se espera que este mismo viernes, a las 16:00 horas, el grupo se reúna de nuevo para una jornada político cultural en las inmediaciones del Zócalo capitalino.

Comentarios