Es preocupante que en 13 meses asesinaran a cuatro defensores y periodistas en Tabasco: ONU-DH

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) alertó sobre la violencia contra periodistas y defensores en Tabasco.

Al condenar los homicidios del ambientalista José Luis Álvarez Flores y de la corresponsal del diario Tabasco Hoy, en Huimanguillo, Norma Sarabia, ocurridos el 10 y 11 de junio, respectivamente, la ONU-DH consideró “preocupante que en apenas 13 meses sean ya cuatro casos de personas defensoras y periodistas asesinadas en el estado de Tabasco”, casos de los que hasta ahora –apuntó– “no ha tenido conocimiento de avances en las investigaciones”.

En un comunicado puntualizó que, de acuerdo con diversos mecanismos internacionales de derechos humanos, “la falta de investigaciones efectivas y diligentes alientan un ciclo de impunidad que facilita la comisión de estos crímenes”.

Por ello, exhortó a las autoridades de Tabasco a “conducir una investigación pronta e imparcial sobre los asesinatos de Norma Sarabia Garduza y José Luis Álvarez Flores, que agote efectivamente todas las líneas de investigación, incluyendo aquellas que pudieran tener relación con su labor y llevar ante la justicia a los responsables materiales e intelectuales”.

La oficina de la ONU detalló que José Luis Álvarez era director de la Unidad de Manejo Ambiental (UMA) Saraguatos, en el municipio de Emiliano Zapata, y quien “había denunciado la sobreexplotación de los recursos naturales en la región y había recibido amenazas por su labor en defensa del medio ambiente”.

En cuanto a Sarabia, que para la ONU-DH es la séptima periodista asesinada en 2019, se tenía información de que “había recibido amenazas vinculadas a su labor periodística”, y junto con Álvarez suman al menos 11 personas defensoras y periodistas asesinadas en México en este año, puntualizó.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) se sumó a la condena por el homicidio de la periodista tabasqueña y anunció el traslado de personal del organismo a Huimanguillo, para reunirse “con autoridades de esa entidad con el fin de conocer el avance de las investigaciones y allegarse de información correspondiente”.

El organismo informó que solicitó medidas cautelares a la Secretaría de Gobierno y a la Fiscalía General de Justicia de Tabasco “para salvaguardar la vida y seguridad de los familiares de la periodista Norma Sarabia, así como de los directivos y colaboradores del periódico Tabasco Hoy”.

De acuerdo con los registros de la CNDH, con el homicidio de Sarabia suman 149 periodistas asesinados desde el año 2000 (16 mujeres) y ocho comunicadores en 2019, “cifras que demuestran la crítica situación que nuestro país enfrenta en materia de libertad de expresión, y la urgente necesidad de brindar condiciones óptimas para que periodistas y medios de comunicación puedan realizar sus labores con seguridad”.

De igual manera, recordó que los ataques a periodistas “dañan no solamente a las víctimas y sus familiares, sino que constituyen una afrenta a nuestro sistema democrático en su conjunto, aprovechándose de las debilidades y carencias institucionales en materia de seguridad y procuración de justicia y provocando espacios y zonas de silencio en el país, donde quienes ejercen el periodismo ya no escriben sobre determinados temas por el temor de ser amenazados desaparecidos o asesinados”.

Comentarios