Agentes interceptan al gobernador de SLP para exigir aumento salarial

SAN LUIS POTOSÍ, S.L.P. (apro).- El gobernador Juan Manuel Carreras López fue increpado este miércoles por agentes ministeriales y personal de la Fiscalía General del estado (FGE), quienes se manifestaron afuera de palacio de gobierno para reclamar el aumento salarial de 15% ofrecido desde el año pasado.

Como lo hace regularmente cuando es abordado por manifestantes, familiares de personas desaparecidas o víctimas de delitos, Carreras López evitó dar una respuesta y prometió a los agentes que su personal “los atendería”. Luego ingresó a sus oficinas.

Lo anterior se observa en un video que registró el momento en que el gobernador potosino es interceptado por un grupo de personas que le pidieron ser atendidas.

Al frente del personal de la FGE, inconforme por el incumplimiento del aumento salarial comprometido, iba Adriana Moya, representante de la Asociación de Agentes del Ministerio Público, Elementos Investigadores Científicos y Preventivos de San Luis Potosí.

“Aquí nos vamos a esperar, para que usted nos reciba”, suelta Moya al gobernador, según se escucha en el video. “Sí, sí, nada más pónganse de acuerdo…”, responde Carreras.

Otro agente le recuerda al mandatario que luego de que uno de sus compañeros murió en el desempeño de su labor, en una reunión con el propio Carreras “nos dijo que tendríamos su apoyo y su respaldo total”.

“No tengo ahorita los nombres… pero sí, yo los veo”, añade Juan Manuel Carreras, mientras avanza hacia la puerta del Palacio de gobierno.

Al final, la representante de los ministeriales dijo a los medios de comunicación que dependencias del gobierno estatal “se echan la bolita” sobre el aumento ofrecido, pues han enviado oficios a la Oficialía Mayor y a la Secretaría de Finanzas del estado, y ambas dependencias señalan a la otra como la responsable de atender la petición de que se aplique el incremento.

Señaló que los elementos de seguridad aceptarían un porcentaje menor a 15%, siempre y cuando los beneficie, es decir que sólo aceptarían un aumento salarial de entre 12 y 14%, pues de lo contrario, reiteró, se haría un paro de labores.

“De no acceder haremos un paro, pero éste no será en las dependencias, nos vamos a ir a palacio de gobierno o a Casa de Gobierno (…) no habría atención al público, no del 100 por ciento, pues hay compañeros que trabajan por honorarios y no están afiliados a la asociación por temor a que les quiten su contrato, por lo que habría un 10 por ciento de agentes del Ministerio Público trabajando”, lanzó.

En una protesta anterior efectuada en el Teatro de la Paz, el gobernador se comprometió a dar una respuesta y hacer efectivo el incremento salarial, pero no cumplió.

En diciembre pasado el Congreso local aprobó un fondo de 158 millones de pesos para destinarlo a más de 4 mil empleados de la Fiscalía, entre peritos, agentes ministeriales, agentes del MP y custodios. Ellos hasta ahora no han visto el incremento en sus bolsillos.

Comentarios