Trump inicia su campaña de reelección y presume a la economía de EU como “la envidia del mundo”

WASHINGTON (apro).- Donald Trump inició oficialmente este martes su campaña de reelección para las elecciones de 2020, asegurando que sus éxitos económicos son la envidia del planeta, aprovechó para criticar a la prensa y se dijo víctima de ataques políticos.

“Nuestra economía es la envidia del mundo, tal vez la mejor que hemos tenido en la historia del país”, se ufanó el magnate ante miles de seguidores en la Arena de Orlando, Florida.

“En 2016 inició un gran movimiento político de patriotas que aman a su nación y no una campaña política”, señaló en referencia a la campaña presidencial de 2016, cuando se enfrentó a la demócrata Hillary Clinton.

A los seis minutos de su discurso, Trump comenzó a denostar a sus críticos, comenzando con la prensa, de la que –dijo– “hay muchos de la prensa falsa aquí presentes”.

“Me están atacando viciosa y violentamente”, se quejó ante sus seguidores, y puso como ejemplo el reporte del caso Rusiagate formulado por el exfiscal independiente Robert Mueller.

En los dos años que lleva al frente del poder ejecutivo, Trump afirmó que con su gobierno ha roto el establecimiento político atestado de corrupción, devolviéndole a la gente el poder en el gobierno federal.

“Ya lo hicimos, lo vamos a volver a hacer, y en esta ocasión terminaremos el objetivo y será más fácil”, enfatizó.

Sin perder de vista a los demócratas, el presidente los acusó de dividir a la ciudadanía estadunidense, generando un movimiento de odio en contra de los conservadores y patriotas que lo ayudaron a derrotar a Clinton en los comicios de noviembre de 2016.

Como ejemplo del divisionismo que promueven los demócratas se refirió al informe Mueller, del que –subrayó– sus enemigos sólo desperdiciaron dinero del erario porque no encontrar ni colusión de su campaña con los rusos, ni obstrucción de la justicia por parte de su gobierno.

“Los demócratas promueven y defienden a la inmigración indocumentada para, en un futuro, obtener votos”, declaró Trump, mientras el público gritaba: “construyan el muro, construyan el muro”, a lo que el ocupante de la Casa Blanca respondió con aplausos.

“Lo estamos construyendo, para finales del próximo año estarán listos 643 kilómetros de muro… ¿Se pueden imaginar esas caravanas de migrantes sin los muros que hemos levantado? Este país sería un desastre”, agregó.

El discurso conservador del candidato republicano en busca de su reelección presidencial estuvo plagado de autoelogios y ataques directos a los demócratas, entre los cuales mencionó a figuras como el expresidente Barack Obama, Hillary Clinton y el exvicepresidente Joe Biden, uno de los 23 candidatos a la nominación presidencial.

Al hablar de sus seguidores que asistieron al anuncio de su campaña para reelegirse, el presidente les agradeció que abarrotaran la arena de Orlando, y destacó que alrededor de 120 mil personas solicitaron boletos para asistir al evento proselitista.

“Estamos cumpliendo nuestras promesas a la gente, porque el único interés privilegiado que tengo es el de ustedes”, concluyó Trump.

En su discurso de arranque de campaña el magnate no presentó nada distinto a otros que ha dado en eventos proselitistas, más bien se mantuvo con las mismas promesas que hizo al electorado que lo llevó a la Casa Blanca hace poco menos de tres años.

Las encuestas de los medios de comunicación sobre la preferencia electoral de los estadunidenses colocan a Trump por debajo de Biden y Bernie Sanders, dos de los más viables aspirantes a ganar la nominación presidencial del partido demócrata.

El resultado de los sondeos sobre la preferencia electoral provocó la ira de Trump, por lo que despidió a los encuestadores de su gobierno, quienes ante la realidad del momento no pudieron manipular las encuestas a favor de su jefe.

Comentarios