Enfrentamiento entre grupos de autodefensa deja seis muertos en Guerrero

Tres de los seis miembros de la autodefensa asesinados en Guerrero. Foto: Especial Tres de los seis miembros de la autodefensa asesinados en Guerrero. Foto: Especial

CHILPANCINGO. Gro. (apro).- La confrontación que mantienen dos grupos de autodefensa por el control del valle de El Ocotito, dejó un saldo de seis hombres asesinados en dos enfrentamientos armados registrados este día en la región Centro de la entidad.

Informes oficiales indican que a las 05:00 horas, el grupo armado del Frente Unido de Policías Comunitarias del estado de Guerrero (FUPCEG), que dirigen Salvador Alanís y Humberto Moreno, este último primo del actual secretario de Desarrollo Social del gobierno estatal, Mario Moreno Arcos, irrumpieron en el poblado de El Ocotito, municipio de Chilpancingo donde se encuentra asentada la banda antagónica de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), que lidera Bruno Plácido Valerio.

Enseguida, se registró un enfrentamiento que se prolongó dos horas, entre ambos grupos de autodefensa y que dejó un saldo inicial de tres miembros de la UPOEG asesinados, uno más herido y otro desaparecido.

La refriega paralizó el poblado y causó terror entre la sociedad. También provocó la suspensión de labores en centros educativos de nivel básico, el cierre de comercios y la suspensión del trasporte público que recorre la ruta Acapulco-Chilpancingo sobre la carretera federal que conecta el sur de Guerrero con el centro del país.

Dos horas después, soldados y policías estatales llegaron al lugar para enfocarse a limpiar la escena, recoger los cadáveres y se retiraron del poblado dejando a la sociedad a su suerte pese a las advertencias de más enfrentamientos.

Posteriormente, se registró una segunda confrontación cerca de las 18:00 horas en el mismo lugar que dejó tres milicianos del FUPCEG muertos.

Hasta el momento, en la comunidad de El Ocotito se vive una tensa calma y los pobladores denunciaron que el Ejército y la policía estatal se mantienen como observadores ante los dos grupos que están apostados frente a frente sobre la carretera México – Acapulco, únicamente divididos por el poblado de Tierra Colorada.

Comentarios

Load More