Es importante cuestionar gastos, pero muy grave el recorte en ciencia, educación, cultura y salud: Villoro

Villoro firma uno de sus libros. Foto: Alejandro Saldívar Villoro firma uno de sus libros. Foto: Alejandro Saldívar

COLIMA, Col. (apro).- El escritor y periodista Juan Villoro consideró preocupante y grave la aplicación de recortes presupuestales para ciencia, educación, cultura y salud, pues a su juicio “un país sano en todos los sentidos requiere de estos apoyos” y “es un gasto social que no se debería recortar”.

Ese gasto “de por sí es muy exiguo”, pues el presupuesto total de México para cultura representa “menos de una cuarta parte del 1% de los egresos federales, es decir, no llega al .25% el presupuesto de la Secretaría de Cultura, incluyendo el INBAL y el INAH, entonces es realmente raquítico y recortar eso me parece que es muy grave”, subrayó.

En tal sentido, Villoro llamó a reconsiderar la decisión, aunque también reconoció que “es muy importante que se cuestionen gastos, que se discutan y que se haga un auténtico diagnóstico y se diga ‘aquí hay aviadores’, ‘aquí hay gastos inútiles’, ‘aquí hay privilegios innecesarios’, y reducir y eliminar eso, pero una vez que se haga el diagnóstico saber dónde se invierte de manera productiva y positiva, porque no podemos prescindir de la cultura, el conocimiento, la educación y sobre todo la salud, que ha habido recortes también preocupantes”.

En el marco del Cuarto Encuentro de Niñas y Niños Lectores, el escritor estuvo en esta ciudad para sostener un conversatorio con estudiantes de nivel primaria, en el auditorio del Archivo Histórico del Municipio de Colima, promovido por el Colectivo Charangay.

Sobre ese evento, Villoro calificó como extraordinario que se promueva la lectura de una forma “tan juguetona, tan divertida, con tanta participación de los niños, involucrando el teatro, la música, y para mí ha sido un privilegio estar platicando con ellos”.

En el plano nacional, consideró importante que en Badiguarato, Sinaloa, se lanzara una iniciativa de plan lector; además, destacó las acciones del Fondo de Cultura Económica para abaratar el costo de los libros e impulsar más la literatura infantil.

“Me parece importante la iniciativa de Paco Ignacio Taibo II de llevar la feria de libros para niños a distintos lugares de la República, porque hasta ahora se concentraba en la Ciudad de México, como tantas cosas, y la idea que tiene Paco, que me parece muy importante, es hacer tres ferias: una en el sur, la de la Ciudad de México y otra hacia el norte del país, que ya es un principio de distribución mayor de la lectura. Me parece que son iniciativas a las que hay que dar un voto de confianza”.

De acuerdo con el también ensayista y guionista cinematográfico, en materia de promoción de la lectura hay mucho por hacer, pues “nos quejamos en todas las épocas con buenos argumentos, con razón, pero también vemos que hay iniciativas como ésta que nos llenan de entusiasmo y de esperanza en el futuro de la lectura”.

A juicio de Juan Villoro, se requiere concientizar a todas las familias sobre la necesidad y utilidad de motivar a los niños a leer, y se mostró convencido de que la manera más eficaz de transmitir el placer por la lectura es convertirla en una forma del afecto.

“Cuando una madre, un padre o un hermano mayor le lee a un niño, está transmitiendo no solamente la historia, sino también emociones, y le está diciendo al niño: ‘yo te aprecio’, ‘yo te quiero’, entonces ese niño va a recordar siempre que detrás de cada libro está este afecto familiar; si nosotros podemos compartir de esa manera la lectura, estamos creando lectores; para ello es importante que desde las escuelas, las editoriales y las ferias involucremos a las familias para que puedan compartir de esta manera los libros”.

Refirió que cualquier persona que tuvo la oportunidad de que le leyeran un cuento, siempre va a sentir que ahí hay algo positivo, que ahí hay una semilla de afecto.

“Nosotros muchas veces en los cuentos infantiles leemos esta frase: ‘había una vez…’, que se remonta a ese tiempo pretérito del mundo de las hadas que concedían deseos, pero también podemos decir en nuestra historia personal como lectores: ‘había una voz’. Esa voz es la de quien primero nos leyó cuentos con afecto, nos marcó como lectores y efectivamente plantó esa semilla que después crecería en nosotros”.

La noche de ayer participó en la conferencia concierto “En el jardín azul de tu extravío. Amado Nervo y la canción romántica”, con motivo del centenario de la muerte del poeta nayarita. Junto con el escritor participaron Guillermo Zapata, El caudillo del son, y Hernán Bravo Varela, en un evento organizado por la Fundación Cultural Puertabierta A.C. y el gobierno del estado.

Comentarios

Load More