Después de 72 días, inician trabajos de exhumación de casi 80 fosas clandestinas en Veracruz

Una de las fosas halladas en Tlaltetela, Veracruz. Foto: Especial Una de las fosas halladas en Tlaltetela, Veracruz. Foto: Especial

XALAPA, Ver. (apro).- Integrantes de colectivos de familiares de desaparecidos, funcionarios de la Fiscalía General de la República, de la Comisión Nacional y Estatal de Derechos Humanos, y agentes de la Fiscalía General del Estado (FGE), iniciaron los trabajos de exhumación en el predio El Guapote, donde han sido hallados cerca de 80 puntos positivos de fosas clandestinas, en los que podrían encontrarse entre 100 y 150 cuerpos humanos enterrados por integrantes del crimen organizado.

El narcocementerio ubicado en la congregación de Paraíso en una zona de dunas en Úrsulo Galván, fue hallado por la FGE el 17 de abril y aunque fue multipublicitado por el titular de la Fiscalía, Jorge Winckler, el lugar fue abandonado durante el periodo vacacional de Semana Santa.

Las tareas de exhumación comenzaron 72 días después del hallazgo del cementerio clandestino derivado de la insuficiencia presupuestal para llevar a cabo los trabajos, así como de la mala relación qué hay entre el gobierno del morenista Cuitláhuac García y el Fiscal -de militancia panista-, Jorge Winckler.

Hoy en rueda de prensa, el Fiscal Jorge Winckler admitió que el perímetro a explorar es de 2 kilómetros.

En un radio aproximado de siete hectáreas entre las comunidades de Paraíso y Porvenir, organizaciones delincuenciales -en esta zona operan el Cártel Jalisco Nueva Generación y los Zetas- enterraban a sus víctimas, bajo árboles áridos y terrenos arenosos.

El camposanto de la muerte se encuentra entre dos playas concurridas por el turismo veracruzano, cinco kilómetros separan esta zona del terror, con estos balnearios donde pulula el bullicio: Chachalacas y Playa Juan Ángel.

La Cruz Roja Internacional también colaborará en las tareas de rescate en el macro cementerio.

En esta región del sotavento veracruzano se han registrado desapariciones masivas en Ciudad Cárdel y Ursulo Galván, sin ninguna respuesta por parte de la autoridad. Incluso en esta zona, entre 2013 y 2014 fue “levantado” dos veces por sicarios de los Zetas el reportero del Diario de Cárdel, Sergio Landa Rosado, la segunda vez, los sicarios ya no lo regresaron a la redacción de su periódico.

En 2013, ocho policías municipales de Ursulo Galván fueron desaparecidos, sin que al día de hoy se sepa su paradero.

Esta fosa clandestina anunciada en abril del 2019, es la primera hallada en el sexenio de Cuitláhuac García. En el sexenio del priista, Javier Duarte fueron halladas 65 fosas clandestinas, pero el priista Duarte y sus procuradores de justicia apenas reconocieron 9.

En el bienio del panista Miguel Ángel Yunes Linares se potenció el hallazgo de las fosas de Arbolillo (244 osamentas halladas), Colinas de Santa Fe (305 cráneos y 21 mil fragmentos óseos hallados hasta el momento) y la fosa del Cerro de “Los Sótanos” en Río Blanco, en donde al día de hoy han sido exhumados más de 12 cuerpos humanos, pero hay otro medio centenar de puntos positivos marcados.

De estas fosas abiertas en el bienio de Yunes, la narrativa oficial sostuvo que eran crímenes cometidos con años de antelación -en clara alusión al gobierno de Duarte-, ahora, con un gobierno de Morena y una Fiscalía con matices panistas, existe nula coordinación para trabajar en materia de desaparecidos.

En la narcofosa de Paraíso y Porvenir, el Fiscal, Jorge Winckler ya advirtió que los trabajos de exhumación se podrían llevar varios meses, incluso un año.

Tan solo en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río-Alvarado, hay un total de 650 personas halladas en fosas clandestinas en los últimos 6 años, de los cuales menos de 50 han logrado ser identificadas.

 

Comentarios

Load More