El Centro Tlachinollan exige cese de hostigamiento del alcalde de Tlapa contra activistas

Jacquelin Cruz Nemorio busca recuperar a su bebé. Foto: Centro Tlachinollan Jacquelin Cruz Nemorio busca recuperar a su bebé. Foto: Centro Tlachinollan

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Centro de Derechos Humanos de La Montaña Tlachinollan exigió el cese de la campaña de hostigamiento emprendida por el presidente municipal de Tlapa de Comonfort, Guerrero, Dionicio Merced Pichardo García, contra la activista Neil Arias Vitinio, la periodista Carmen González Benicio y Jacquelin Cruz Nemorio y su familia, quien desde hace ocho meses busca recuperar a su bebé entregado a otra familia por el DIF de la entidad.

Asimismo, el organismo solicitó medidas de protección para preservar la integridad física de las involucradas ante el riesgo en el que podrían encontrarse tras las declaraciones “misóginas” del funcionario municipal.

El centro Tlachinollan detalló que desde hace varios meses acompaña el caso de Jacquelin, una joven mujer, indígena nahua, soltera y de bajos recursos, que tras ser diagnosticada con depresión post parto y estado seminconsciente, dejó a su hijo de siete días de nacido en una calle de la localidad.

Ese mismo día, 6 de noviembre de 2018, tras recuperarse de sus padecimientos la mujer acudió a la ciudad de Tlapa para recuperar a su hijo, pero las autoridades del DIF se negaron a entregárselo a pesar de las valoraciones médicas que constataban su estado de salud y la posibilidad de que con apoyo de su familia podía hacerse cargo del bebé.

Días más tarde, Jacquelin y su familia supieron que el DIF había entregado al niño a otra familia como parte de un proceso de adopción.

El caso de la joven de apenas 23 años llegó a manos de la periodista Carmen González, quien decidió publicar su historia, el 3 de julio en el periódico El Sur.

Según el centro Tlachinollan, en respuesta al alcalde de Tlapa escribió un texto en sus redes sociales en el que acusó a la defensora de derechos humanos y abogada, Neil Arias Vitinio, de haber inventado el trastorno depresivo de Jacquelin, y a Carmen González de ser una “pseudoperiodista” que buscaba dinero.

Además, el funcionario municipal aseguró que la reportera manipuló la historia de Jacquelin de una forma amarillista, pues afirmó que la mujer había abandonado a su bebé para estar con su pareja, a quien además habría intentado asesinar, por lo que luego de llamarla “mala madre” pidió que se le enjuiciará por homicidio en grado de tentativa.

Ante tales hechos, el CDH de la Montaña manifestó su preocupación por esos comentarios, puesto que al ser compartida cerca de 800 veces, desencadenó una serie de comentarios misóginos dirigidos a las involucradas que podrían alentar ataques en su contra y poner en riesgo su seguridad.

Sobre todo, indicó, en una zona altamente conflictiva y violenta, particularmente hacia las mujeres, con un gran alto número de feminicidios y que incluso tiene activada la Alerta de Violencia de Género.

La organización calificó como “totalmente irresponsable” la actitud del presidente municipal, puesto que alimenta estereotipos sobre las mujeres de la montaña, las defensoras de derechos humanos y las periodistas.

Además, agregó, las expresiones del mandatario fomentan actos de odio con base en lo asentado en el caso que por ley tiene carácter privado.

Por ello, el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan reiteró su apoyo a las afectadas con esta campaña de desprestigio y misógina relacionada con su labor de defensa de los derechos humanos y de comunicación social y solicitaron el cese de la misma.

Comentarios

Load More