La decepción por el plan de negocios de Pemex contagia al peso

El peso cerró la semana con depreciación. Foto: Especial El peso cerró la semana con depreciación. Foto: Especial

CIUDAD DE MÉXICO (apro).— El peso cerró la semana con una depreciación acumulada de 0.18%, impactado por la decepción de los mercados financieros ante el Plan de Negocios presentado esta semana por Petróleos Mexicanos (Pemex).

En ventanillas bancarias, el dólar se ofertó este viernes en 19.40 pesos, mientras que en operaciones al mayoreo se cotizó en 19.02 unidades.

“La publicación del plan de negocios de Pemex fue insatisfactorio para los mercados financieros, elevando la probabilidad de nuevos recortes a la calificación crediticia de Pemex y ocasionando presiones al alza sobre el tipo de cambio”, señaló el análisis del Banco Base.

De acuerdo con el reporte, el plan de negocios, que se presentó por completo el miércoles, generó nerviosismo debido a que: no contempla la inversión de privados a través de licitaciones o farmouts, y se plantean contratos de servicios (CSIEE) bajo los cuales no se compartiría la producción petrolera a los inversionistas y por lo tanto resultan menos atractivos.

Asimismo, depende fuertemente de inyecciones de capital del gobierno y de una reducción de la carga fiscal para avanzar proyectos estratégicos de exploración y producción; mientras que la mitad de las inyecciones de capital y de los beneficios fiscales irán dirigidos al proyecto de refinería de Dos Bocas, lo que hasta ahora ha sido criticado por no tratarse de una inversión prioritaria.

“El mercado considera como poco creíbles las metas de producción petrolera, así como las metas para concluir la construcción de Dos Bocas y el inicio de operaciones de la planta, lo que se planea que suceda en tres años”, aseguró el Banco Base.

Por otra parte, el mercado especula que la Reserva Federal estadunidense (Fed) podría recortar su tasa de interés el 31 de julio, debido a las señales de debilidad en el mercado inmobiliario y ante comentarios de oficiales de la Fed.

La semana entrante los participantes del mercado estarán atentos principalmente a los indicadores de crecimiento económico de México y Estados Unidos.

En México, el viernes 26 se publica el Indicador Global de Actividad Económica (IGAE) de mayo, en donde será clave conocer el desempeño de las actividades terciaras para evaluar la probabilidad de que se confirme una segunda caída trimestral del PIB durante el segundo trimestre, dato que se publicará hasta el 31 de julio.

Al cierre de la semana, la agencia calificadora Standard & Poor’s (S&P) señaló que si la economía entra en recesión y se debilitan las expectativas de crecimiento para 2020, podría acelerar su revisión anual de deuda soberana y de Pemex, es decir, recortar ambas calificaciones. Lo anterior implica un riesgo al alza para el tipo de cambio.

Comentarios

Comunicólogo hecho por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM; reportero labrado en Proceso.

Load More