Calderón descalifica estrategia de “abrazos, no balazos” e insiste en combate a la delincuencia

Felipe Calderón, expresidente de México. Foto: Benjamín Flores Felipe Calderón, expresidente de México. Foto: Benjamín Flores

GUADALAJARA, Jal. (apro).- La delincuencia debe combatirse y no solo pretender disminuirla con una estrategia de “abrazos, no balazos”, consideró el expresidente Felipe Calderón.

Al impartir la conferencia “Los Retos que Enfrentamos”, Calderón aseguró que cuando concluía su administración había menos inseguridad en comparación con la que se vive actualmente.

Según el exmandatario, el incremento de la violencia en el país no inició cuando decidió atacar de frente al crimen organizado, sino que “no haberlos enfrentado a tiempo, cuando era posible controlar más fácilmente”.

El expanista consideró que para fortalecer las instituciones de seguridad es necesario darles más recursos humanos y materiales.

Luego de una charla de casi dos horas, solicitó a los asistentes revisar su proyecto de México Libre, el cual busca conseguir el registro como partido.

Consideró que la democracia en el país está en riesgo, con el regreso de un modelo de partido hegemónico, y por los partidos tradicionales que se debilitan por cerrar su participación a la ciudadanía.

Felipe Calderón consideró que en Jalisco y en todo el país, “95% de nuestros militantes (en México Libre), son gentes que nunca han estado en un partido político, ni el PAN, ni el PRI, ni el PRD, y eso nos está marcando desde la dirigencia que estamos buscando prioritariamente a gente que nunca ha militado en ningún partido”.

Refirió que México Libre está abierto para todos, sin embargo, si los interesados provienen de otros partidos pondrán “filtros” para asegurar que sean solo personas “honestas” y “evitar los oportunismos políticos”.

Precisó que solo busca consolidar el proyecto a través de su convocatoria, en que surjan liderazgos, y después se retiraría.

Las asociaciones que quieran constituirse como partido político en México tendrán hasta enero próximo para acreditar tener más de 230 mil militantes.

Por otro lado, en entrevista Calderón se reservó su opinión sobre el mandato del gobernador Enrique Alfaro, sin embargo, desmintió que lo haya invitado a ser candidato de Acción Nacional.

“La verdad no tengo una opinión por ahora (de Alfaro), quisiera analizar con mucho cuidado, hay gente buena en su gobierno, también hay gente, se mencionan cosas que yo no quisiera darlas por buenas ni por asentadas, pero no quisiera dar una opinión mejor”.

Recordó que en 2012, Emilio González lo invitó a hablar con varios panistas, quienes le propusieron que lanzará a Alfaro como candidato del blanquiazul, pero “la verdad me reservo mi opinión de lo que dije ahí. Por cierto, él cuando fue candidato dice que yo lo había invitado a ser candidato del PAN, lo cual no es cierto”.

En materia de seguridad dijo que en Jalisco “se están complicando mucho las cosas, no creo que sea por culpa del gobierno del estado, pero evidentemente no van las cosas bien ahí”.

Finalmente, lamentó y se mostró sorprendido que el expresidente del PAN Jalisco, Antonio Gloria esté en la cárcel acusado de peculado, y considera que si realmente cometió un delito se le debe castigar.

Comentarios

Load More