Sheinbaum defiende renta de patrullas: “fue muy transparente” y se ahorraron mil mdp

“Fue muy transparente la adquisición de las patrullas”, afirmó la jefa de Gobierno de la CDMX Claudia Sheinbaum. Foto: Benjamín Flores

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Con el procedimiento de “subasta inversa” empleado para rentar vehículos patrullas se ahorraron mil millones de pesos, aseguró hoy la jefa de gobierno capitalino Claudia Sheinbaum.

Durante la conferencia de prensa presidencial, a la que asistió para dar cuenta de sus datos en la implementación de programas sociales, Sheinbaum fue cuestionada sobre los procedimientos para renovar el parque vehicular de la secretaría de Seguridad, que ha sido objeto de críticas por el procedimiento y presuntas irregularidades en su realización.

En su edición 2233, el semanario Proceso informó que el procedimiento fue opaco, las patrullas fueron obtenidas a sobreprecio y la sospecha recae sobre una empresa denominada Total Parts and Components.

En diciembre de 2018, apenas estrenado el nuevo gobierno, la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la CDMX compró 93 unidades Sedán Charger 2019 y pagó 678 mil 500 pesos por cada una, mientras que por cada uno de los mil 105 Sedán Charger modelo 2019 arrendados por un periodo de 36 meses, la administración de Sheinbaum deberá pagar dos millones 189 mil 824 pesos. Es decir, pagará el triple por la renta que por la compra de cada una de las patrullas, expuso la reportera Neldy San Martín en la mencionada edición del semanario.

La opacidad en el procedimiento fue acreditada también porque en ninguna de las plataformas de transparencia hubo registro de la operación

Esta mañana, Sheibuam calificó el procedimiento, acompañado de la contraloría capitalina, de “transparente”, asegurando que no fue una adjudicación directa sino un procedimiento de “subasta inversa” que ha implementado su administración, cuando una licitación se declara desierta, es decir, cuando el gobierno somete a concurso la compra de un bien o servicio sin que se presenten ofertas.

“En la Ciudad de México se hizo la renta de mil 800 patrullas; se hizo un procedimiento de invitación restringida que quedó desierto. Ahora lo que hacemos es subasta inversa:  se ponen a las distintas empresas que ofrecen los servicios, la renta, la compra que se está haciendo, la obra y, puedo decir que en la licitación se ofrecieron como mínimo costo alrededor de cuatro mil millones de pesos. En ese procedimiento se ahorró cerca de mil millones de pesos al poderlo poner a competencia”.

Según la jefa de gobierno, la subasta inversa consiste en someter a concurso quien ofrece el menor precio con el mejor servicio, en oposición a una subasta tradicional en la que gana el que ofrece más.

Y en cuanto a las patrullas, insistió en la ventaja del caso y concluyó:

“Fue muy transparente la adquisición de las patrullas”.

Comentarios

Load More