Fernández Noroña visita el Congreso de NL; exige una disculpa a quienes lo declararon “non grato”

Fernández Noroña visitó el Cingreso de NL. Foto: Twitter @DiputadosPTLXIV

MONTERREY, N.L. (apro).- El diputado federal Gerardo Fernández Noroña visitó este miércoles la sede del Congreso local, donde desayunó, saludó a legisladores, ofreció una conferencia de prensa y hasta se tomó fotos con algunos congresistas que lo declararon “persona non grata” en la entidad.

El petista aprovechó el viaje a esta capital para promover un juicio de amparo contra la declaratoria que le endilgaron los diputados en sesión solemne, por haber respaldado a Pedro Salmerón, exdirector del Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones Mexicanas (INEHRM), quien en su momento mencionó que el asesinato de Eugenio Garza Sada ocurrió luego de que “un comando de valientes jóvenes de la Liga Comunista 23 Septiembre intentó raptarlo”.

Fernández Noroña llegó la noche del martes a esta ciudad, donde asistió a una cena de “desagravio” que le organizaron legisladores de Morena.

La mañana de este miércoles se dio a conocer que por lo menos en tres puntos de la zona metropolitana fueron desplegadas mantas blancas con letras negras, atribuidas a jóvenes panistas, que decían: “Aquí admiramos a don Eugenio Garza Sada”, “Nuevo León es valiente” y “Los valientes y asesinos son cobardes”.

A las 9:00 horas, Fernández Noroña acudió a la sede del Poder Legislativo y desayunó en la sala de juntas de Morena con el diputado local Marco González y otras personas.

Al salir tomó el micrófono en la zona del vestíbulo, en el espacio donde acostumbran dar conferencia de prensa los diputados locales, y habló sobre su visita al recinto, al que acudió –dijo– para expresar su rechazo a la censura, luego que fue declarado “persona non grata” en la entidad, una atribución que inconstitucionalmente se tomaron los diputados locales.

El petista mereció ese calificativo porque respaldó los señalamientos que hizo el exdirector del INEHRM, el pasado 17 de septiembre, en redes sociales.

Al respecto, Fernández Noroña puntualizó que reiteraba los dichos, pues los guerrilleros, dijo, fueron reprimidos.

“Digo que son jóvenes valientes, revolucionarios y conscientes quienes tomaron las armas en la guerrilla en la década de los setenta frente a la brutal represión que se vivió en el país. Lo digo y lo sostengo: es un juicio histórico y político. Además, ellos (los diputados locales) violentan el Artículo 61 que establece el fuero, y si algo cubre es la libertad de expresión”.

De igual manera, acusó a los legisladores nuevoleoneses de ignorantes, pues dudó que hubieran leído la biografía denominada “Don Eugenio Garza Sada”, de Gabriela Recio Cavazos.

“No leen nada, no leyeron mis artículos, no leyeron la biografía, son unos ignorantes, hipócritas. Esos que dicen que admiran a Eugenio Garza Sada, que lo emulen en sus obras, que paguen buenos salarios, que reconozcan derechos, que le den vivienda a los trabajadores, que formen instituciones como el Tecnológico de Monterrey”, soltó, refiriéndose a los legisladores panistas que promovieron la declaratoria.

También expuso que acudiría al Poder Judicial federal para promover un amparo y demandar a los diputados por daño moral, con lo que espera obtener una retribución pecuniaria por afectaciones a su reputación.

“Hay un intento de linchamiento y espero ganarles el juicio y poder comprar una casa, porque ya no quepo en el departamento donde vivo. Hay que parar todo linchamiento, toda descalificación, todo intento de formar un tribunal de la Santa Inquisición en pleno Siglo XXI”, explicó.

Cuando todavía no terminaba la rueda de prensa, en el mismo vestíbulo, a unos metros, dio inicio la sesión de la Comisión Anticorrupción. Al micrófono, los legisladores nuevoleoneses pidieron al invitado que suspendiera su conferencia, pero como no les hizo caso, inició el trabajo legislativo, por lo que durante algunos minutos las voces al micrófono se entreveraron, haciéndose las dos ininteligibles.

Antes de concluir su encuentro con los medios, Fernández Noroña aseguró que no pedirá perdón por sus dichos.

“El Congreso de Nuevo León pretende que me disculpe, y vengo a decir que exijo una disculpa pública del Congreso que me agravió, buscó infamarme y hace una campaña de linchamiento. Son ellos los que deben disculparse, no tengo nada de qué avergonzarme. Todo el cariño al pueblo de Nuevo León”, lanzó.

Al finalizar, Fernández Noroña saludó de mano a los legisladores que sesionaban y que apenas la semana pasada lo tildaron de ingrato. Algunos, por educación, pero con evidente desdén, le correspondieron, no así la panista Claudia Caballero Chávez, que le volteó la cara.

En el exterior del recinto, grupos de personas leales al visitante, así como detractores, integrantes del Congreso Nacional Ciudadano, se enfrentaron a gritos, y guardias del lugar debieron interponerse entre ellos para evitar que llegaran a las manos, pues mientras unos coreaban su nombre, otros lo llamaban cobarde y apátrida.

Posteriormente el petista subió a la oficina del coordinador de Morena, Ramiro González, hasta donde fue alcanzado por las legisladoras Karina Barrón, de Movimiento Ciudadano, e Ivonne Bustos, del Partido Verde (PVEM).

Luego de entregarle el libro que citó previamente y de posar con él para las fotos, las dos le señalaron que ninguna acción justifica la incitación a la violencia, ni el encomio a agresores, como lo hizo al respaldar las expresiones de Salmerón.

Pero las dos mujeres salieron regañadas, cuando el político originario de la Ciudad de México les volteó la acusación.

“Los que generan violencia son ustedes. A ver, vámonos respetando, porque no se vale que distorsionen. Se vale que tengan diferencias de opinión. Yo les pregunto, diputadas: ¿en qué artículo de la Constitución de Nuevo León toman ustedes facultades para designar personas non gratas? Ilústreme”, dijo.

Y se molestó cuando Barrón lo acusó de incitar a la violencia que en ese momento ocurría abajo, en el recinto, con el enfrentamiento verbal entre sus seguidores y opositores, y la emecista aseguró que había acarreados que lo respaldaban.

Fernández respondió: “Tú llegaste bien y te atendí bien. Me parece que estás obligada, diputada, a probar lo que estás diciendo. Es una irresponsabilidad lo que estás diciendo”.

Al final, todos se entendieron y despidieron de beso.

Comentarios

Load More