Denuncian que “proyecto ecocida” provocará la deforestación de más de 10 mil árboles en Colima

La Minera Peña Colorada. La Minera Peña Colorada.

COLIMA, Col. (apro).- Organizaciones sociales expresaron su rechazo al “proyecto ecocida” aprobado por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) a la minera Peña Colorada, que pretende construir un tiradero de desechos que afectará 133 hectáreas de vegetación de selva baja y bosque de encino en el municipio de Minatitlán.

Luego de conocerse el resolutivo de la dependencia federal, fechado el pasado 18 de octubre, la Coordinadora Socialista Revolucionaria (CSR) y el Frente en Defensa del Maíz (FDM) se manifestaron en contra de esa decisión que provocará la deforestación de más de 10 mil árboles, así como diversas especies de fauna.

A través de un pronunciamiento conjunto, ambas organizaciones señalaron que la zona a impactar representa una extensión importante de vegetación de distintos tipos, además de que se trata de un corredor natural para una extensa variedad de fauna silvestre.

Advirtieron que son 11 las especies de flora y 21 de fauna las que están bajo alguna categoría de riesgo en la zona donde se pretende desarrollar el proyecto y son protegidos por la NOM 059 SEMARNAT 2010.

El Consorcio Minero Benito Juárez Peña Colorada, señalaron, aplica un mecanismo de minería a cielo abierto, que consiste en un tipo de extracción que genera mayor depredación del medio ambiente, además de que al deforestarse la superficie ocurrirá un impacto considerablemente negativo en la captación de agua.

La CSR y el FDM hicieron notar que en la zona del pretendido tiradero de desechos mineros existen cinco manantiales y también se encuentra el Teocintle, considerado el abuelo del maíz.

“El neoliberalismo, teniendo en su representación a los gobiernos colimenses, convirtieron a Colima en el estado con el mayor territorio concesionado a la minería en el país, alcanzando un 44 por ciento de su extensión territorial”, subrayaron.

La minería en esas condiciones, expusieron, representa despojo y muerte, contaminación y depredación, por lo que instaron a otros colectivos a sumar fuerzas y prepararse para detener los ataques del neoliberalismo.

La obra autorizada por la Semarnat tendrá una capacidad de almacenamiento de 54 millones 900 mil metros cúbicos de material estéril proveniente de la operación minera, que será depositado en cuatro etapas a lo largo de un periodo de ocho años.

Denominado “Nuevo taller y terrero oriente”, el proyecto general pretende desarrollarse sobre una superficie total de 155 hectáreas de terreno, donde también se prevé la construcción de infraestructura para proporcionar mantenimiento de equipo móvil, servicios administrativos, servicios en general e insumos (principalmente refacciones y combustible diésel).

El proyecto fue autorizado de manera condicionada en materia de impacto ambiental y por excepción en lo que se refiere al cambio de uso de suelo en terrenos forestales, por lo que se obliga a la minera a incluir todas las medidas de control, prevención y mitigación propuestas en la documentación que presentó, mismas que deberán ser incorporadas dentro de los programas del Plan de Manejo Ambiental (PMA).

Comentarios

Load More