Por agresiones a periodista, la PEDH emite recomendaciones a alcaldes de Guanajuato, León y Silao

El corresponsal de La Jornada en Guanajuato, Carlos Alberto García Balandrán, tras la golpiza de policías municipales. Foto: Twitter @AlertaPDMX El corresponsal de La Jornada en Guanajuato, Carlos Alberto García Balandrán, tras la golpiza de policías municipales. Foto: Twitter @AlertaPDMX

GUANAJUATO, Gto. (apro).- La Procuraduría Estatal de Derechos Humanos (PEDH) emitió recomendaciones a los alcaldes panistas de Silao, José Antonio Trejo; León, Héctor López Santillana, y Guanajuato, Alejandro Navarro Saldaña, por la actuación arbitraria de agentes preventivos que en un operativo intermunicipal sometieron y golpearon al reportero Carlos Alberto García Balandrán, corresponsal de La Jornada, el pasado 21 de julio.

Los tres presidentes municipales deberán iniciar procedimientos administrativos para sancionar a los involucrados. En el caso de Silao, se identificó a los policías que golpearon al reportero, y se descubrió que los de León y Guanajuato fueron omisos y negligentes al presenciar la agresión.

En consecuencia, el director de la policía de Silao, Felipe Hernández, deberá ofrecer una disculpa por escrito al periodista, mientras que el gobierno de José Antonio Trejo Valdepeña tendrá que cubrir los gastos médicos y otros, derivados de lo ocurrido.

Los policías silaoenses señalados son: David Saúl Martínez Cruz, Karla Mariana Mexicano Silva, Martín Martínez Pérez y José Cecilio Negrete Vargas.

Por omisión y falta de diligencia, la PEDH solicitó instaurar procedimientos administrativos a los agentes leoneses Omar de Jesús Chávez Núñez, Vicente Ramírez Zermeño, Rodrigo Jetzael Parra, Kenia Selena Muñoz Hernández y Nayeli Cervantes Hernández.

Por la misma omisión se pidió instaurar procedimientos contra los policías de esta capital, Eric Manuel Zárate Landeros, Sergio Gutiérrez García y Moisés Hernández Magos.

Ese 21 de julio el reportero acudió con amigos a un concierto de la banda Molotov que se efectuaría en el Parque Bicentenario, dentro de la Feria de Silao, pero se canceló por lluvia.

Cuando salieron en un automóvil para tomar la carretera Silao-Irapuato, policías de los tres municipios que participaban en el operativo abordaron al grupo mientras la unidad se encontraba detenida en el acotamiento por una falla en los limpiabrisas.

Los preventivos interrogaron a los ocupantes y revisaron el vehículo, pero el periodista exigió conocer los motivos, luego de identificarse como reportero.

“¿Te crees muy cabrón?”, fue la respuesta de uno de los policías, y Carlos Alberto García Balandrán volvió a preguntar, pero fue sometido, tirado al piso y golpeado en la cara y el abdomen por varios elementos, quienes inmediatamente subieron a sus patrullas y se fueron.

El incidente no fue incluido en el parte informativo del operativo. Sin embargo, García Balandrán interpuso una denuncia penal ante la Fiscalía General del estado (FGE), y una queja en la PEDH, que dio inicio al expediente 213/19-A.

El reportero identificó una patrulla de la policía de Silao y a los agentes que lo golpearon.

En rueda de prensa, menos de un mes después de los hechos, el gobierno municipal de Silao dio a conocer que, tras una supuesta investigación, la Comisión de Honor y Justicia deslindó de la golpiza a los policías de ese municipio, basada en los testimonios de los propios preventivos, los cuales únicamente fueron suspendidos por tres días.

En esa ocasión, el secretario del ayuntamiento de Silao, Alejandro Peña Gallo, aseguró que los testigos del periodista no se habían presentado a declarar, pero Carlos García desmintió al funcionario. “Nunca se me pidió ratificar la queja y mucho menos llevar a los testigos”, dijo.

Según las recomendaciones de la PEDH, las autoridades municipales violentaron los derechos a la integridad física y seguridad personal del reportero. En la investigación, el organismo detectó varias contradicciones en las versiones de los policías sobre lo ocurrido aquel 21 de julio.

La denuncia penal continúa en proceso de investigación en la FGE.

Comentarios

Load More