Medios mexicanos y la influencia iraní

Roberto Lamadrid, influencia iraní en los medios mexicanos. Foto: video Youtube oficial Detrás de la Razón Roberto Lamadrid Roberto Lamadrid, influencia iraní en los medios mexicanos. Foto: video Youtube oficial Detrás de la Razón Roberto Lamadrid

BRUSELAS (apro).- Los días posteriores al asesinato, el viernes 3, del general iraní Qasem Soleimani en Bagdad con proyectiles de un dron estadunidense, algunos medios mexicanos transmitieron entrevistas en vivo desde Teherán con el periodista Roberto de la Madrid.

En la mayoría de los casos De la Madrid fue presentado a la audiencia mexicana como conductor del canal HispanTV, sin más precisión, y en un par de ocasiones sólo como “periodista mexicano en Teherán”.

HispanTV es una televisora controlada y financiada por el Estado iraní, y sobre ella pesan acusaciones de que es usada como un arma de propaganda del régimen ultraconservador islámico.

De la Madrid relata en su cuenta de la red laboral Linkedin que comenzó su carrera periodística en el noticiario 24 Horas de Jacobo Zabludovsky. Que fue reportero de Noticieros Televisa y del sistema internacional de noticias ECO (también de Televisa), así como conductor del Canal 11, Cadena 3 y Radio Fórmula.

Señala que trabajó igualmente en los diarios Novedades y La Jornada y que fue corresponsal de NBC Telemundo y del canal 62 KRCA Estrella TV en Los Angeles.

Actualmente, señala en su perfil de Linkedin, “es conductor de noticieros de HispanTV y conductor y productor de su programa de análisis mundial ‘Detrás de la razón’ (sic)”, que emite la misma cadena.

Amplia exposición

El periodista afincado en la capital iraní apareció varios días en radio y televisión mexicana dando informes y análisis sobre el conflicto entre Washington y Teherán.

Por lo menos entró al aire en el noticiero nocturno de Ciro Gómez Leyva en Imagen Televisión, en Matutino Express de Foro TV con Esteban Arce y en el espacio Entre Noticias de Rubén Luengas.

También intervino en la emisión Los Periodistas que conducen Álvaro Delgado y Alejandro Páez Varela en La Octava y, en más de una ocasión, en el espacio de la tarde de Julio Hernández, director editorial de La Octava y quien en 2018 presentó en HispanTV un programa sobre política mexicana.

De la Madrid participó igualmente en la transmisión especial que realizaron conductores de La Octava tras los ataques de Irán a dos bases militares iraquíes el 7 de enero.

Todas esas intervenciones están disponibles en YouTube.

HispanTV es un canal de noticias y entretenimiento en español que comenzó sus transmisiones en diciembre de 2011. Es propiedad del Servicio de Radiodifusión de la República Islámica de Irán (SRRII), un órgano estatal que monopoliza el mercado mediático local dado que la constitución del país prohíbe la radio y la televisión privada.

El SRRII es formalmente una institución independiente del gobierno iraní, aunque su director es designado por el llamado líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei.

Línea oficialista

HispanTV fue inaugurado oficialmente en enero de 2012 por el entonces presidente iraní Mahmoud Ahmadineyad en un discurso televisivo donde aparecía detrás de él la fotografía del ayatolá Jamenei y la de su antecesor Jomeini.

“El nuevo canal va a limitar la supremacía de aquellos que buscan dominar”, dijo esa ocasión Ahmadineyad en alusión a las cadenas occidentales, principalmente anglosajonas.

Quien era en ese tiempo el presidente del SRRII, el exmilitar Ezatola Zarghami, declaró que el canal tenía “un papel fundamental a la hora de reflejar la legitimación ideológica de nuestro sistema en el mundo”, según cita el diario español El País en una nota del 23 de octubre de 2011.

La Red Internacional de Periodistas considera que, “pese a que en general los productos (de HispanTV) contienen información sin opinión, muchos artículos y espacios del canal demuestran que se trata de un medio oficialista y, por tanto, que está en contra de aquellos países en conflicto (con Irán), como las naciones desarrolladas de Occidente”.

Controversia

Tanto HispanTV como PressTV, su equivalente en inglés, han sido cuestionadas por su cobertura de corte “propagandista” en contra de Estados Unidos y sus aliados geopolíticos, así como por propagar teorías de la conspiración de carácter antisemita y voces negacionistas del Holocausto.

En muchos países del mundo ambas cadenas han desatado numerosas controversias ligadas a su provocativo sesgo político, que en este caso supone una transgresión a los estándares de independencia y ética periodística tal como se entienden en las sociedades con aspiraciones democráticas.

Sin ánimo de entrar en polémica, los canales internacionales de Irán han enfrentado sanciones y “apagones” en los últimos 8 años, principalmente en Europa.

Reino Unido, por ejemplo, le revocó la licencia de transmisión a Press TV por su falta de independencia editorial y por haber violado el reglamento británico de radiodifusión al difundir una entrevista, acusó, realizada bajo coerción a un periodista (Maziar Bahari) mientras estaba detenido y era torturado en una cárcel iraní para que se declarara espía.

En casos separados, las autoridades regulatorias de Alemania y Francia ordenaron su desconexión satelital, como también lo hizo el gobierno español con su satélite Hispasat (que cubre América y Europa) en el caso de HispanTV.

España argumentó que así cumplía con las sanciones económicas establecidas por el Consejo de la UE (aún vigentes) contra personas del régimen iraní responsables de cometer “graves violaciones a los derechos humanos” de activistas, manifestantes pacíficos, periodistas y opositores. En la lista de inculpados estaba el mencionado presidente del SRRII, Ezatola Zarghami, que dejó esa función en 2014.

Google y Youtube, bloqueos

La compañía tecnológica Google ha bloqueado en varias ocasiones el acceso de HispanTV y PressTV a sus cuentas de YouTube (y Gmail) acusándolas de infringir las políticas de uso de esa plataforma de videos.

Uno de esos bloqueos, en agosto pasado, tuvo lugar días después de que HispanTV publicó un artículo donde el líder de una organización denunciaba vagamente que el gobierno de Israel utilizaba como conejillos de indias en ensayos médicos a prisioneros palestinos y árabes.

El 20 de diciembre pasado, HispanTV anunció que el programa “Detrás de la razón”, que conduce De la Madrid y que es “uno de los más populares” según la cadena, no podía colgar nuevos contenidos en su canal de YouTube pues Google se lo impedía por incumplir con sus políticas de utilización. Una revisión a ese servicio de videos constata que hay nuevos programas.

En una entrevista con El Universal publicada el 23 de junio de 2013 con el título “Periodista mexicano incursiona en tv iraní”, De la Madrid evadió juzgar la situación que enfrenta la prensa en Irán ya que, dijo, no hablaba el idioma local. Sin embargo, agregó: “Sé que es crítico y se hace con libertad”.

País represor de periodistas

Reporteros Sin Fronteras (RSF) afirma que “desde hace 40 años Irán se mantiene como uno de los países más represivos contra los periodistas. El control de la información es implacable y al menos 860 periodistas han sido arrestados, detenidos o ejecutados por el poder iraní entre 1979 y 2019”.

El régimen autoritario iraní mantiene encarcelados a 232 periodistas, 131 “periodistas-ciudadanos” y 14 de sus colaboradores. Ese país ocupa el lugar 170 (de 180) del índice de libertad de expresión de RSF, y cayó seis puestos entre 2018 y 2019.

En ese estado de cosas parece difícil esperar de los periodistas integrados a los medios estatales iraníes una expresión, por convicción u obligación, desencadenada de la narrativa oficial de Teherán, sobre todo respecto al conflicto con su acérrimo enemigo estadunidense.

Load More