El Indicador Global de Actividad Económica suma ya siete meses a la baja

Estadísticas del Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) de noviembre de 2019. Foto: Twitter @SantaellaJulio Estadísticas del Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) de noviembre de 2019. Foto: Twitter @SantaellaJulio

CIUDAD DE MÉXICO (apro).— El Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) acumuló siete meses en caída libre, luego de que en noviembre pasado registró un retroceso del 1.2% anual, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Al interior del IGAE, las actividades primarias o agropecuarias y las secundarias o industriales se desplomaron 2.1%; mientras que el sector terciario de la economía que comprende al comercio, servicios y turismo disminuyó 0.7% en su comparación anual, con cifras ajustadas por estacionalidad.

El IGAE permite conocer y dar seguimiento a la evolución del sector real de la economía, en el corto plazo.

En su comparación mensual, el IGAE aumentó 0.1% en términos reales en noviembre en relación con el mes inmediato anterior.

Por grandes grupos de actividades, las secundarias crecieron 0.8%; en cambio, las primarias descendieron 2%. Por su parte, las terciarias no presentaron variación durante noviembre de 2019 frente al mes precedente.

…Y la economía aún no toca fondo

De acuerdo con el Instituto para el Desarrollo y el Crecimiento Económico (IDIC), el ciclo económico todavía no ha tocado fondo.

“Si bien la recesión industrial (con sus 14 meses a la baja) se mantiene como elemento central de la evolución negativa del IGAE, el resultado de noviembre confirma que el ciclo económico del sector servicios sigue debilitándose: la contracción de 0.3% extendió su descenso”, explicó en su análisis.

Agregó:

“Siete meses de variaciones anuales negativas y la tendencia de su ciclo a la baja hacen patente la necesidad de instrumentar una estrategia de reactivación económica contingente.

“La debilidad del mercado interno se ha profundizado, los principales indicadores de la producción del sector servicios se siguen alineando a la recesión que desde hace 14 meses enfrenta la actividad industrial del país”.

A su vez, acotó, los efectos de la fase recesiva de la economía nacional han permeado a un mercado laboral estructuralmente precarizado: la pérdida de empleos reportada por el IMSS y el aumento de las condiciones críticas de ocupación derivadas del último informe del Inegi lo confirman.

Por su parte, el análisis de Citibanamex señaló:

“Los indicadores recientes muestran que la actividad económica siguió débil durante el último trimestre de 2019. En este sentido, estimamos un crecimiento del PIB de -0.1% para el cuarto trimestre del 2019.

“Esperamos una recuperación lenta hacia un 1.0% de crecimiento económico durante 2020, impulsado por las exportaciones no petroleras y el consumo privado, así como por una estabilización gradual tanto en el gasto público y la inversión privada”.

Comentarios

Load More