Asesino confeso de Paulina Elizabeth sale libre con 35 mil pesos

Cárcel en México. Foto: Eduardo Miranda

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Paulina Elizabeth Luján Morales tenía 16 años cuando fue asesinada en el estado de Chihuahua, hace casi 12 años.

Ella dejó la pista para esclarecer su homicidio, marcada en su antebrazo: el número de engomado del auto en el que la privaron de la libertad: 02758 de Codepafa. Ayer, un juez liberó a su asesino con el pago de 35 mil pesos.

La joven fue privada de la libertad cuando salió del plantel número 2 del Colegio de Bachilleres, al sur de la ciudad de Chihuahua.

De acuerdo con las investigaciones, los perpetradores fueron José Raymundo Quezada Sandoval (tenía 23 años) y Carlos Alonso Altamirano García El Cheche (tenía 21 años). La violaron y la asesinaron.

El número de la placa escrita en su piel dio con los delincuentes, quienes que fueron detenidos y sentenciados posteriormente.

José Raymundo Quezada confesó el crimen y fue sentenciado a 60 años de prisión por los delitos de homicidio y violación. En junio de 2018, el juez bajó la sentencia de 60 años a 14, por “buena conducta”.

Aquella ocasión, la mamá de la víctima, Patricia Morales, declaró a El Heraldo de Chihuahua:

“No fuimos de ningún interés para las audiencias, sólo importó el comportamiento del asesino de tantas maravillas que dijeron de él. Les faltó decir que es un gran actor mexicano que convención su lado angelical y hacer una película de diablo a ángel sumiso”.

El juez Rodolfo Romano lo liberó el jueves pasado, en una sala judicial de las instalaciones del Centro de Reinserción Social (Cereso) número 1 de la misma capital del estado.

De acuerdo con las redes sociales, la madre de Paulina Luján ha pedido a las instituciones y organizaciones que eviten que el delincuente quede en libertad porque seguirá haciendo daño.

El juzgador argumentó y justificó la liberación con la buena conducta del interno. La reparación del daño que fue ordenada en la sentencia es de 60 mil pesos, pero según el juez, debido a que los delitos fueron cometidos por dos personas, le pidió a Raymundo Quezada 35 mil pesos para autorizar su libertad, de acuerdo con medios de comunicación locales.

El delincuente sólo cumplió en prisión 11 de los 60 años de sentencia original.

Raymundo expresó ante el juez la necesidad de estar en libertad para cuidar a su madre enferma.

Comentarios

Load More