La ASF detecta pagos indebidos por 886 mdp a obras del Aeropuerto de Texcoco en 2018

Trabajos en el NAIM. Foto: Armando Meneses Trabajos en el NAIM. Foto: Armando Meneses

CIUDAD DE MÉXICO (apro).– La Auditoría Superior de la Federación (ASF) encontró pagos indebidos autorizados por el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) a proyectos ejecutivos del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) de 2018, por 886 millones 438 mil pesos, y emitió recomendaciones para sancionar a los involucrados.

Lo anterior se desprende de la auditoría de cumplimiento a inversiones físicas 2018-2-09KDH-22-0422-2019 a 72 conceptos para la ejecución de los proyectos para el edificio terminal de pasajeros, vialidades de acceso, estacionamientos, torre de control, centros de control de operaciones, pistas, rodajes, plataformas, ayudas a la navegación y otras instalaciones por mil 596 millones 540 mil pesos erogados en el Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal de 2018 para el NAICM.

En ese PEF de 2018 se aprobaron 5 mil 500 millones de pesos para el NAICM, los cuales se transfirieron a la partida de gasto 46101 “Aportaciones de Fideicomisos Públicos”, en particular al “Fideicomiso para el Desarrollo del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

“El proyecto del NAICM tenía por objeto construir dos terminales aéreas, seis pistas de operación simultánea y calles de rodaje, estacionamientos, torre de control de tráfico aéreo, centro de operaciones regionales, centro intermodal de transporte terrestre y vialidades de acceso y, de acuerdo con su plan maestro, se dividió en cuatro fases”, mismas que no quedaron completadas.

El GACM proporcionó sólo correos electrónicos de solicitud de información, minutas de actividades y la revisión de planos de acero de refuerzo, sin tener evidencia de un plan arquitectónico. Tampoco se comprobó el control, participación, cantidad, tiempo y perfil del personal propuesto en cada uno de los precios unitarios a los proyectos.

Solo se entregaron reportes sin firmas, relativos a las horas del personal que laboró mes por mes; no se cumplió con el protocolo indicado en los términos de referencia de dicho contrato ni se tiene evidencia final de la entrega del proyecto ejecutivo ni pruebas de la realización de ninguna actividad acorde con los protocolos establecidos.

Por eso, en el pliego de observaciones 2018-2-09KDH-22-0422-06-001 se presume un probable daño o perjuicio a la Hacienda Pública Federal, específicamente al Fideicomiso para el Desarrollo del NAICM por 886 millones 438 mil 910 pesos por los gastos indebidos realizados con cargo al contrato de servicios relacionados con la obra pública AD/01/CTO.MTO./2014 autorizados para ejecutarse del 1 de octubre de 2017 al 31 de enero de 2018.

El GACM autorizó pagos indebidos por 128 millones 698 mil 714 pesos en las estimaciones de ajuste de costos, en periodos comprendidos entre el 1 de julio de 2016 y el 28 de febrero de 2018, pagadas en el ejercicio presupuestal de 2018, ya que aplicó directamente el incremento del salario mínimo general a todas las estimaciones pagadas sin considerar los trabajos pendientes a ejecutar.

 

Trabajos sin supervisión

Otra irregularidad encontrada fue por falta de supervisión en la ejecución de los trabajos. El GACM autorizó pagos indebidos por 42 millones 440 mil pesos, entre el 1 de diciembre de 2014 y el 31 de enero de 2015 y del 1 de enero al 30 de junio y del 1 al 31 de octubre de 2017, así como los realizados del 1 al 28 de febrero de 2018, siendo el 22 de junio de 2018 la última fecha de pago que se materializó ese año, por proyectos ejecutivos del centro de operaciones, de estacionamientos, de medio ambiente o de verificación; “además, no se comprobó la participación, cantidad, tiempo y perfil del personal propuesto en cada uno de los precios unitarios.

En el pliego de observaciones 2018-2-09KDH-22-0422-06-003 se presumió un probable daño o perjuicio al citado fideicomiso por 42 millones 440 mil 224 pesos por pagos indebidos en los proyectos también antes mencionados en periodos variados entre 2014 y 2018, siendo el 22 de junio de ese año “la última fecha de pago en que se materializó el daño”.

Se encontraron pagos indebidos por 118 millones 449 mil 783 pesos en pagos realizados entre el 1 al 31 de octubre y del 1 al 31 de diciembre de 2017, del 1 al 31 de enero, del 1 al 31 de marzo y del 1 al 31 de mayo de 2018, siendo el 3 de diciembre de 2018 la última fecha de pago en la que se materializó el daño, el cual consta en los Documentos constructivos-diseño de la Ingeniería Civil y Área Frontal del Lado Tierra y en la Fase 2: Realización de análisis de explosivos.

Por eso, la ASF emitió la Promoción de Responsabilidad Administrativa Sancionatoria para que el Órgano Interno de Control en el GACM o su equivalente realice las investigaciones pertinentes y, en su caso, inicie el procedimiento administrativo correspondiente por las irregularidades de los servidores públicos que, en su gestión, elaboraron y autorizaron el dictamen técnico del 14 de marzo de 2018, con el que se validó la procedencia de precios unitarios fuera de catálogo original mediante el sexto convenio modificatorio del contrato plurianual de servicios relacionados con la obra pública AS/01/CTO.MTO./2014.

Otro daño a las finanzas públicas se encontró en ese fideicomiso por un monto de 63 millones 554 mil 480 pesos por pagos unitarios indebidos autorizados del 1 de febrero al 31 de mayo de 2018, por conceptos como cimentación, reducción del impacto del ciclo de vida del edificio del NAICM, por el estudio para la implementación de un tren rápido, de una estación para el tren rápido, “además de intereses generados desde la fecha de pago hasta de su recuperación”.

También se encontraron irregularidades por la autorización, en el octavo convenio modificatorio, de 206 millones 523 mil pesos, en el dictamen técnico del 1 de junio de 2018 y la ASF emitió la Promoción de Responsabilidad Administrativa Sancionatoria para que el Órgano Interno de Control del GACM investigue e inicie los procedimientos administrativos por estas irregularidades.

Otro daño por 200 millones 84 mil 675 pesos por pagos en el contrato plurianual autorizados del 1 de abril al 30 de junio de 2018 por conceptos fuera del catálogo original por conceptos de la obra, relacionados con el tren rápido, el centro intermodal, entre otros, planeados en el proyecto del NAICM.

En la ejecución del contrato ITP-SRO-DCAGI-SC-015/2015 se encontraron irregularidades por 36 millones 647 mil 600 pesos por conceptos como “acompañamiento durante el proceso de obra”, además de los intereses generados desde la fecha de pago hasta su recuperación, ya que no se acreditó su realización.

También, en el mismo contrato se encontraron pagos indebidos por 51 millones 40 mil 49 pesos por proyectos ejecutivos de evaluación o económicos para la aviación general o el helipuerto, cuando no se había definido su ubicación y sólo se contaba con dimensiones generales y no se cumplió con la entrega-recepción de los productos finales. También la ASF inició un procedimiento sancionatorio.

Otro daño a la Hacienda Pública Federal se detectó en ese fideicomiso por 45 millones 197 mil 960 pesos por pagos realizados del 1 de noviembre de 2017 al 28 de febrero de 2018, siendo el 11 de abril de 2018 la última fecha del pago “en el que se materializó el daño”, por conceptos fuera del catálogo original del proyecto como diseño de los paquetes de licitación, elaboración de catálogos y redes de telecomunicación, entre otros.

En resumen, la ASF emitió 12 resultados, de los cuales en uno no se detectó irregularidades y en cinco se emitieron promociones de responsabilidad administrativa y 10 pliegos de observaciones en conceptos por mil 596 millones 540 mil pesos pendientes por aclarar.

El dictamen se emitió el 27 de enero de 2020, fecha de la conclusión de los trabajos de la auditoría y se concluyó que “el GACM no cumplió con las disposiciones legales y normativas que son aplicables en la materia.

“No acreditó el contrato plurianual de servicios relacionados con la obra pública, realizó pagos indebidos.

En la Auditoría al Sistema de Precarga e Instrumentación Geotécnica, Infraestructura, Estructura de Pavimentos y Obra Civil de Ayudas Visuales y para la Navegación de las Pistas 2 y 3 y Área de Túneles del NAICM 2018-2-09KDH-22-0425-2019 se auditaron 3 mil 257 millones 242 mil pesos, en 49 conceptos relacionados a la ejecución de obras y servicios.

Se encontró la autorización de pagos indebidos por 15 millones 8 mil pesos en periodos de ejecución comprendidos entre el 1 de noviembre de 2017 al 30 de junio de 2018 y del 1 de enero al 30 de junio de 2018, ya que no verificó que únicamente procedía la actualización del monto original de la oferta, más no los importes de los volúmenes adicionales autorizados durante la ejecución de los trabajo, pues para determinar los factores de actualización y ajustes de costos consideró como mes de origen para el análisis el 10 de agosto de 2016, fecha correspondiente a la presentación del proyecto, tres meses antes al inicio de los trabajos, por lo que el pago del incremento del costo de los insumos se duplicó.

En total, fueron 39 millones 70 mil 404 pesos por los intereses generados debido a la disgregación improcedente de nueve precios unitarios de concurso en el dictamen técnico del 23 de noviembre de 2018. De 104 millones 199 mil 658 pesos por el concepto “material pesado para la precarga” erogados entre diciembre de 2017 a enero de 2018 y de marzo a junio de 2018 y 476 millones 408 mil pesos debido a que las pruebas de calidad no cumplieron con los estándares establecidos.

De 162 millones 696 mil pesos por la integración de precios unitarios de concurso en la pista 2 en los conceptos de “tezontle” y “material pesado para la precarga”; 25 millones 200 mil pesos por la incorrecta determinación del factor de actualización de la propuesta, ya que existe una diferencia de dos meses respecto al periodo de actualización autorizado y se consideraron los índices de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para acarreos, en lugar de los del INEGI.

De 62 millones 352 mil pesos sin verificar, solo procedía la actualización de la oferta más no a los importes de los volúmenes adicionales del factor de actualización en estimaciones adicionales o extraordinarias para determinar los factores de actualización y de ajustes de costos, pues se consideró como mes de origen de la presentación de la proposición, pero al aplicar dichos factores se duplicó el pago del incremento del costo de los insumos.

De 220 millones 263 mil pesos de pagos irregulares en los conceptos de la pista 3 “tezontle” y “material pesado para la precarga”, se consideraron porcentajes de precio que no habían sido solicitados en las bases de licitación, juntas de aclaraciones o minutas ni se acreditó dicha cantidad adicional de material colocado.

Con mil 253 millones de pesos se pagaron los servicios de supervisión de calidad en el concepto “material pesado para precarga”, aún cuando pruebas de calidad no cumplían con el precio específico requerido ni se exigió que se corrigieran, pero el GACM firmó las estimaciones para su trámite de pago.

Lo anterior fue considerado por la ASF como un daño a la Hacienda Pública Federal y promovió una responsabilidad administrativa sancionatoria y nueve pliegos de observaciones.

De los 35 conceptos que comprendieron la ejecución de la obra por un monto de 4 millones 547 mil 427 pesos, en el contrato LPI-OP-DCAGI-SC-080-16 para construir la losa de cimentación del edificio terminal, se ordenó el 22 de agosto de 2018 la ejecución de la obra adicional y extraordinaria fuera del objeto del contrato por 541 mil 218 pesos en losas de cimentación, por lo que la ASF emitió otra promoción de responsabilidad administrativa sancionatoria al GACM.

En las auditorías se concluyó que se asignó obra adicional fuera del objeto del contrato que representó el 50.6% de incremento en plazo y 7.2% de incremento en monto. No se cuenta con el dictamen técnico que sustente la cancelación de los conceptos de bombeo y precarga, además de que no se cuenta con la autorización del proyectista para el cambio de procedimiento.

Se encontró la falta de aplicación de retenciones por el atraso del 24.1% en la ejecución de la obra respecto al programa de ejecución vigente por 90 millones 856 mil pesos. Ciento 19 millones 121 mil pesos no se ajustaron a las condiciones reales del acarreo, ya que el material se colocó al interior del polígono del NAICM y no se pagaron regalías.

De 86 millones 899 mil pesos en pagos de tablaestaca no se ajustaron a las condiciones reales del precio de adquisición y un solo uso del material y de 59 millones 950 mil pesos no se verificó la correcta aplicación del factor de actualización y de ajuste de costos a las estimaciones de volúmenes adicionales y extraordinarios.

Finalmente, se determinaron 265 millones 970 mil 896 pesos pendientes por aclarar. Se determinaron 7 resultados, solo en uno no se detectó irregularidad y de los 6 restantes se generaron 3 promociones de responsabilidad administrativa sancionatoria y 3 pliegos de observación.

Load More