#UnDíaSinMujeres: ¿quiénes se han sumado al paro?

Convocatoria al paro nacional de mujeres para el 9 de marzo. Foto: Twitter @brujasdelmar Convocatoria al paro nacional de mujeres para el 9 de marzo. Foto: Twitter @brujasdelmar

CIUDAD DE MÉXICO (apro). – La iniciativa #UnDíaSinMujeres, que se llevará a cabo el próximo lunes 9 de marzo, ha tenido un eco sin precedentes -tanto en los ámbitos público y privado- en cuanto a temas de violencia de género se refiere.

La propuesta, ideada por varios grupos feministas pero formalizada por la colectiva veracruzana Brujas del Mar, llama a mujeres y niñas a no acudir a su trabajo o escuela, a no salir a las calles y a no hacer ninguna compra.

“Si paramos nosotras, para el mundo. Unámonos a esta protesta simbólica, paralicemos nuestras actividades por un solo día para que se den cuenta que están dejando en el olvido al 52% de la población”, escribió la colectiva en su cuenta en Facebook.

DEBES LEER:

Convocan a mujeres a marcha y paro nacional para el 8 y 9 de marzo

La fecha de la protesta ocurrirá un día después del Día Internacional de la Mujer, ocasión para la que también se esperan protestas en México y otros países del mundo.

La iniciativa ha tenido mucho alcance debido a los múltiples casos de violencia de género que se han hecho visibles en las últimas semanas, principalmente los feminicidios de Ingrid Escamilla y de la niña Fátima, ambos en la Ciudad de México, que tuvieron gran impacto en la agenda nacional.

Ante ello, decenas de instituciones públicas y empresas de la iniciativa privada han decidido “sumarse y apoyar” la iniciativa en aras, afirman, de crear condiciones de equidad entre hombres y mujeres.

En el sector público, el presidente López Obrador ha acusado que en el movimiento están inmiscuidos “la derecha” y “los grupos conservadores” -a los que ha llamado hipócritas-. No obstante, la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dijo que apoya al movimiento, pero, debido a sus actividades, sí irá a trabajar, pero portará algunos de los símbolos de la protesta.

Además de Segob, el SAT, el Instituto Nacional de las Mujeres, el INE, el INAI y las secretarías de Salud, Cultura, Hacienda, Economía, Defensa Nacional y Marina han decidido sumarse.

La escritora e investigadora Beatriz Gutiérrez Müller, esposa del presidente, causó polémica porque, primeramente, invitó a través de su perfil de Instagram a sumarse al paro. No obstante, apenas unas horas después, posteó una imagen contraria con el hashtag #NoAlParoNacional.

En ambas Cámaras del Congreso de la Unión, las presidentas de las respectivas Mesas Directivas, Laura Rojas en San Lázaro y Mónica Fernández en el Senado, aseguraron que las trabajadoras de esos órganos legislativos que decidan unirse al paro podrán hacerlo libremente sin ningún tipo de represalia.

Lo propio han hecho la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, así como la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich; también los mandatarios de Aguascalientes, Coahuila, Edomex, Nuevo León, Oaxaca, San Luis Potosí, Tamaulipas, Tlaxcala, Yucatán y Zacatecas, entre otros.

En el Poder Judicial, el ministro presidente, Arturo Zaldívar, también respaldó la iniciativa y aclaró que no habrá sanciones para quienes decidan participar.

Asimismo, se especificó que ese 9 de marzo se considerará como “día inhábil, pero laborable” tanto en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) como en el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), es decir, las oficinas, juzgados o tribunales mantendrán un horario de atención ordinario, pero no correrán plazos jurisdiccionales y no se realizarán actuaciones judiciales.

En cuanto a los partidos políticos, se han pronunciado a favor el PRI, Movimiento Ciudadano, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), así como el PAN quien, en voz de su presidente, Marko Cortés, ha dicho solidarizarse con la iniciativa feminista, pero reiteró su rechazo al aborto.

Respecto a las instituciones de educación, la UNAM, el Tecnológico de Monterrey, el IPN, la Universidad de Guadalajara, la UAM, el Claustro de Sor Juana y el ITAM, entre otras tantas, aseguraron que no sancionarán a las participantes.

En lo que se refiere a la iniciativa privada, tanto el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) como la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) invitaron a sus empresas socias a solidarizarse con la iniciativa que busca “concientizar sobre la importancia de las mujeres en nuestra sociedad y exigir un alto a la violencia de género”.

La Coparmex incluso advirtió que el impacto económico de este movimiento será de, aproximadamente, 6 mil millones de pesos tan solo en la Ciudad de México, pero consideró que “dichas pérdidas económicas no son relevantes en comparación con la necesidad de hacer visible la lacerante problemática que se pretende denunciar”.

Otros grupos o empresas que se han mostrado a favor son Bimbo, Walmart, Grupo Salinas, Sony Music, y la Fundación Alfredo Harp Helú.

En el sector financiero, están los bancos BBVA, HSBC, Santander y el propio Banco de México.

Finalmente, el movimiento ha tenido eco en distintos medios de comunicación -como El Universal y los grupos Reforma e Imagen- siendo Carmen Aristegui la que mayor impacto ha tenido pues, además de anunciar que no trabajará ese día, pidió al presidente López Obrador “no equivocarse” al pensar que el movimiento feminista tiene como propósito desestabilizar a su gobierno.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso