El gobierno presume avances en Tren Maya y Santa Lucía

Durante la conferencia de prensa presidencial se destacó el avance en dos de los megaproyectos emblema del gobierno: Tren Maya y aeropuerto de Santa Lucía. Foto: Octavio Gómez

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El presidente Andrés Manuel López Obrador refrendó hoy su apuesta por los megaproyectos de infraestructura ideados en su administración, como factores de incremento de la riqueza nacional, detonantes de desarrollo regional y generadores de empleo.

En una conferencia de prensa dedicada mayoritariamente a sus planes de obra y el avance que registran, López Obrador consideró que, sólo con el Tren Maya se crearán entre 80 mil y 100 mil empleos.

El mandatario se refirió al arranque de trabajos en breve, luego de la asignación de tres contratos para tres tramos y dio cuenta de un proceso para adjudicar un cuarto tramo con lo que se propone comunicar de Cancún a Palenque con la vía férrea.

Además defendió a las empresas que ganaron algunas de las licitaciones para la construcción del Tren Maya, y afirmó que en el proceso no hubo corrupción ni influyentismo.

“Si (las empresas) no dejaron pendientes, obras inconclusas, no se les puede impedir que participen. Nosotros lo que cuidamos fue el proceso de licitación, y se les entregó porque fueron las mejores propuestas, y este gobierno no permite la corrupción y el influyentismo”, aseguró.

El mandatario estuvo acompañado por el director del Fonatur, Rogelio Jiménez Pons que está a cargo del Tren Maya, así como por el general Gustavo Ricardo Vallejo Suárez, comandante del Agrupamiento de Ingenieros en la Base Aérea de Santa Lucía, quien está a cargo de la construcción del nuevo aeropuerto “Felipe Ángeles”.

El director del Fonatur, Rogelio Jiménez Pons, expuso los avances del proyecto del Tren Maya. Foto: Octavio Gómez
Santa Lucía con avance de 18.1%

Vallejo Suárez dio a conocer que la obra lleva un avance físico de 18.1%, y que ha generado 23 mil 425 empleos.

 “Los trabajos de construcción avanzan sin incidentes en todos los frentes y conforme al programa de obra. El ejercicio del gasto se mantiene dentro del presupuesto autorizado”, aseguró.

En los últimos dos meses, el presidente López Obrador ha sido insistente en apostar sus planes de reactivación económica a sus megaproyectos de infraestructura que además de los mencionados, incluye el sector petrolero, específicamente en su objetivo de aumentar la producción y renovar el Sistema Nacional de Refinación, aun con un contexto internacional adverso.

De hecho, la crisis petrolera internacional, dijo, lo convenció de estar haciendo lo correcto en su plan energético, en particular por la capacidad que según prevé, estará lista en 2023, para procesar el petróleo crudo y producir la gasolina a un nivel de autoconsumo. La insistencia en el tema es, lo dice cada semana, que el país deje de importar gasolinas.

En 2023, el mandatario se plantea que estarán rehabilitadas las seis refinerías y se añadirá la nueva de Dos Bocas, en Tabasco.

Además, expuso, habrá un tren adicional de refinación a partir de terminar la obra de Cangrejera.

Con eso, el mandatario dijo que hasta alcanzar la autosuficiencia en la producción de gasolinas no habrá incremento al precio de hidrocarburos, cuyo costo bajará cuando entre en operación el renovado sistema de refinación.

Te recomendamos: ONG mayas y civiles solicitan a la CIDH medidas cautelares contra el Tren Maya

Comentarios

Load More