El ciclo escolar iniciará el 24 de agosto, informa la SEP; clases serán transmitidas por TV

regreso-clases-sep-covid-19 El ciclo escolar 2021-2022 iniciará el próximo 24 de agosto y las clases serán transmitidas a través de cuatro cadenas de televisión Foto: Octavio Gómez

CIUDAD DE MÉXICO (apro). – El regreso a clases será a distancia y está programado para el próximo 24 de agosto de manera.

Un programa de estudio, apuntalado por las grandes televisoras, es la alternativa elegida por el sistema educativo federal, que mantendrá así la enseñanza hasta que el semáforo sanitario se coloque en verde.

“Acuerdo histórico”, dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador que presentó hoy, en el Salón Tesorería de Palacio Nacional, a los cuatro líderes del sector, aliados hoy para el tema: Emilio Azcárraga Jean, de Televisa; Benjamín Salinas Sada, de Tv Azteca; Olegario Vázquez Aldir, de Grupo Imagen y Francisco González, de Multimedios.

Acuerdo que rompe la idea de que, “lo enseñado por la escuela por la mañana, se destruye con la televisión por la tarde”, según el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, en el único atisbo de crítica a la historia de la televisión mexicana.

Y es que, en la conferencia “mañanera” de este lunes, atrás quedaron los reproches, las descalificaciones y el señalamiento de “la mafia del poder”, también la reivindicación a las “benditas redes sociales” como principal vehículo difusor de la “transformación”, pues en el encuentro de magnates de medios con el mandatario el encomio presidencial se dirigió a ponerlos como ejemplo de la unidad nacional.

Sin ánimo de politización, enfocados en el desarrollo a contrarreloj durante las próximas tres semanas, la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Canal 11 del Instituto Politécnico Nacional producirán los contenidos, mientras las televisoras preparan los canales a partir del aprovechamiento de la autorización multicanal, para habilitar las señales que se usarán en el nuevo programa educativo.

El modelo con el que la SEP se propone atender 30 millones de alumnos consiste en seis canales que serán abiertos exclusivamente para brindar servicios educativos, sin fines comerciales ni intervención de las transmisiones, que tendrán como base los libros de texto gratuitos, cuadernillos de trabajo y atención especial para los alumnos.

Además, el gobierno garantiza estar listo para la atención de una cantidad aún indeterminada de alumnos que, en medio de la crisis, dejarán el sistema educativo privado para incorporarse al público, e inclusive, abriendo la posibilidad de que las escuelas privadas tengan algún beneficio pronto, aunque no precisó aun en que podría consistir.

El presidente López Obrador expuso que el sistema público es su prioridad y el modelo que está en desarrollo quedó habilitado jurídicamente por la autorización del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), en tanto, las televisoras tendrán una contraprestación, es decir, habrá una asignación presupuestal para los costos de operación cuyos montos se informarán en el transcurso del día. No obstante, fue enfático en advertir que no hay fines de lucro y que los montos podrían considerarse “tarifa social”.

Como estaba previsto, el regreso presencial a clases estaba descartado dada la velocidad de contagio y los indicadores de que se mantienen elevados.

El secretario de Educación, Esteban Moctezuma, lo expuso en la expresión “el riesgo para la salud sigue siendo alto”, de ahí que se haya buscado “buscar alternativas e imaginar respuestas” para garantizar la permanencia de la educación.

Aunque el magisterio, dijo Moctezuma, es insustituible, la participación del profesorado no fue del todo clara. Sin embargo, expuso, un millón de profesores se han capacitado en herramientas digitales y apoyarán a los alumnos que, en su oportunidad, serán evaluados.

Los detalles de fechas, horarios y seguimiento de contenidos, entre otra información relevante, será dada a conocer a partir del día de hoy y hasta el 23 de agosto, en una nueva conferencia de prensa diaria que, entre las 17:00 y las 18:00 horas, informará de los aspectos por atender para maestros, padres de familia y alumnos.

Lo que queda excluido del anuncio es la educación superior, pues serán las universidades e institutos las que decidirán los mecanismos con que procederán.

En las semanas por venir, el desarrollo del programa implicará la invitación a maestros de “gran nivel académico”, así como científicos e intelectuales que ayudarán en el reforzamiento de los procesos de enseñanza-aprendizaje, expuso el presidente.

El modelo educativo no es un curso de emergencia, dijo el mandatario. De hecho, presidente y secretario de Educación fueron enfáticos en la formalidad del proceso de enseñanza, su valor curricular.

Proclive como es a retomar pasajes históricos, el mandatario recordó que el próximo año se cumplen 100 de la creación de la SEP, retomando las “misiones culturales”, el programa ideado por José Vasconcelos para enviar maestros a comunidades apartadas que equiparó con el acuerdo anunciado este lunes, destacando el aprovechamiento de “los instrumentos nuevos, con este medio tan importante que es la televisión y en algunos casos la radio”, una fórmula de verbalizar la cobertura total a partir de la televisión.

Los magnates y el acuerdo

El mensaje de los magnates de los medios fue de gratitud por el involucramiento en el proceso. Acaso, sólo fue Benjamín Salinas Sada quien refirió la crisis de Tv Azteca y el presidente López Obrador, que en su oportunidad se refirió a que los cobros de las televisoras no serán como en “la tarifa política” y quiso “bautizarla” como “tarifa social”.

Y es que, la administración lopezobradorista ha reducido drásticamente los ingresos por publicidad oficial, lo que ha provocado una caída significativa en los ingresos de los medios de comunicación.

“Esto es histórico, porque estamos sumando esfuerzos, sumando voluntades”, dijo el mandatario destacando la participación de los hospitales públicos en la atención a pacientes del sistema de salud pública, un apoyo que según expuso, de no haberse dado, hubiese impedido la reconversión hospitalaria para la atención del Covid 19.

amlo-regreso-clases-television
El gobierno del presidente López Obrador firmó el convenio de colaboración con las cuatro televisoras. De izq. a derecha: Esteban Moctezuma, secretario de Educación Pública; Emilio Azcárraga Jean, presidente de Grupo Televisa; Andrés Manuel López Obrador, presidente de México; Olegario Vázquez Aldir, presidente de Grupo Imagen; Francisco González, vicepresidente de Grupo Multimedios; y Benjamín Salinas Sada, CEO de Televisión Azteca Foto: Eduardo Miranda

“Ahora, lo mismo para la educación: nos ponemos de acuerdo, sector privado y sector público y sector social. Porque los maestros, maestras, nos están ayudando y quienes más nos van a apoyar son madres y padres de familia. Tenemos que salir adelante”, confió.

El acuerdo se construyó a partir de varias reuniones entre representantes de los medios y la SEP, dos de esos encuentros fueron presididos por el mandatario, según explicó.

El IFT autorizó los canales y el Instituto Nacional Electoral delimitó los contenidos para que estos sean ininterrumpidos y sin mensajes publicitarios.

Uno a uno, los empresarios de la televisión hicieron uso de la palabra: Azcárraga saludó el acuerdo, destacó las capacidades técnicas y y el papel educativo de las transmisiones por iniciar; Benjamín Salinas, puso a disposición del presidente la televisión, afirmando que “libertad y ciudadanía” se construyen desde la infancia y dijo, es “el mejor regalo que puede dársele a la infancia”.

Vázquez Aldir, más conceptual y con citas históricas, dijo estar listo para contribuir con su televisora a la formación técnica y humanística; Francisco González se dijo consciente “de la posición de privilegio” que tiene y de la “responsabilidad de ayudar a quienes más lo necesitan”.

Fue en referencia al modelo, que López Obrador equiparó el plan a las “misiones culturales vasconcelistas”.

Al finalizar, la conferencia de prensa, los magnates y el presidente signaron el acuerdo –sin “sana distancia”—y posaron para la foto.

Load More