Marcos Kurtycz en el MUAC

jueves, 9 de enero de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Contra el estado de guerra, un arte de acción total, es el título de la muestra que se exhibe actualmente en el Museo Universitario Arte Contemporáneo (MUAC) de la UNAM, del artista polaco nacionalizado mexicano Marcos Kurtycz (1934-1996). Vivió la guerra en Polonia cuando era niño, estudio ingeniería y llega a México en 1969. En nuestro país los primeros años se dedicó al estudio y la realización del diseño gráfico de libros, revistas y carteles, así como a la pintura. En 1976 comenzó a hacer su primer artefacto, que define de la siguiente manera:
“El artefacto escapa ingeniosamente a cualquier intento de definición, pero tiene ciertas constantes, como por ejemplo la sinceridad visceral. Artefacto está en el polo opuesto del arte comicial y no usa trucos… Una vez iniciada la acción, tiene que llegar a su final previsto…”.
Bajo la curaduría de Francisco Reyes Palma, la exposición hace un recorrido preciso y completo del trabajo de Kurtycz.
Representante del accionismo
Representante fundamental del accionismo, se exhiben sus innumerables cuadernos de notas y proyectos, donde queda registrada su trayectoria. Renuncia a la superficie pictórica por una práctica conceptual, cuya herramienta artística fue el cuerpo. La exposición da fe de su postura, donde lo importante es el proceso creativo antes que el producto final. Su accionismo estaba en contra del performance (“que asociaba más con el espectáculo y el cultivo de una artisticidad inmóvil pasiva y fragmentada, distante de la postura anárquica y de genuino sentido integral del accionismo”). Desde este territorio todo su trabajo se vuelve efímero, es por ello que algunos videos, sus libros y fotografías dejan registro de sus propuestas.
La exposición
La exposición inicia con el trabajo postal, donde simbólicamente se vuelve una plataforma para manifestar su postura crítica frente a galerías, museos y revista de arte. Su trayectoria se concentra es rituales públicos de edición, y sus libros --unos realizados con fuego--, marcaron el arte mexicano. Kurtyczel enfrentó su enfermedad a partir del alter ego serpiente, un ser que cambia de piel y toma la vida por asalto. Esta interesante muestra testimonia a un artista que dejó huella con sus propuestas vitales y llenas de violencia silenciosa, gracias a la prolija curaduría de Francisco Reyes Palma, respaldada por una investigación exhaustiva, además de un texto que ofrece un mejor entendimiento de quien se convirtió en precursor del arte del cuerpo. Permanecerá  abierta hasta el  17 de  mayo del 2020, el MUAC, que se  encuentra ubicado en el Centro Cultural Universitario, Insurgentes Sur  3000.  

Otras Noticias