Assassin’s Creed, un juego no bien visto por católicos, ayuda a Notre Dame

sábado, 20 de abril de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Assassin’s Creed es una popular saga de videojuegos que, además de dar el salto a la literatura y el cine, ha imbuido entre sus adeptos la pasión por los temas medievales.  Pero una inesperada tragedia le ha dado una nueva misión: contribuir al rescate de la catedral de Notre Dame. Aun cuando haya católicos a los que les disguste su trama. El pasado miércoles, la desarrolladora francesa Ubisoft se unió a los empresarios y celebridades que anunciaron donativos para reconstruir el icónico monumento, víctima de un poderoso incendio el pasado lunes que destruyó la torre conocida como aguja y que amenazó incluso con destruirlo. En un comunicado, Ubisoft dio a conocer que aportará 500 mil euros a las tareas de restauración e invitó a su comunidad de seguidores a donar también. Pero también informó que durante una semana puso gratis para su descarga una versión en PC del juego Assassin's Creed Unity, famoso por la recreación que hizo de la catedral. https://twitter.com/Ubisoft/status/1118514706392723456 “Notre Dame es una parte integral de París, una ciudad a la que estamos profundamente conectados. Ver el monumento en peligro como este nos afectó a todos”, afirma Ubisoft, y establece: “Queremos dar a todos la oportunidad de experimentar la majestuosidad y la belleza de Notre-Dame de la mejor manera que sabemos”. La notable representación virtual de Notre Dame en Assassin's Creed Unity es mérito de la artista Caroline Miousse, y de la sucursal de Ubisoft en Montreal, y así lo recordó el sitio The Verge al relanzar de nueva cuenta un reportaje publicado originalmente en octubre de 2014.   En la reseña se cuenta que uno de los retos era recrear una versión de la catedral que en realidad no existía en ese momento. “Miousse pasó literalmente años preocupándose por los detalles del edificio. Revisó las fotos para obtener la arquitectura perfecta, y trabajó con artistas de texturas para asegurarse de que cada ladrillo fuera como debía ser. Incluso tenía historiadores que la ayudaron a descifrar las pinturas exactas que colgaban de las paredes. Pero cuando los probadores comenzaron a correr alrededor del juego, algo faltaba.  “En la época en la que se desarrolla la trama del juego, Notre Dame aún no tenía sus agujas icónicas, pero la mayoría de la gente las imagina cuando piensan en ese hito. Por ello, Miousse las agregó a su creación, incluso si técnicamente no deberían estar allí”, refiere The Verge. La nota fue retomada por la agencia de noticias religiosas Aciprensa, que recordó que la saga Assassin's Creed ha sido cuestionada por creyentes católicos por la imagen negativa que propone sobre los caballeros templarios. “Los videojuegos de Assassin’s Creed son polémicos entre los creyentes católicos, debido a que estos giran principalmente en torno a una ficticia rivalidad entre la sociedad secreta de los ‘Asesinos’ y los Caballeros de la Orden del Temple, conocidos como templarios y que participaron en las cruzadas”, señala el reporte de Aciprensa. Según su sitio oficial, la trama de Assassin’s Creed Unity ocurre en la Revolución Francesa en un París en el que reinan el terror y el caos. 

Comentarios