DANZA/LOS PASOS PERDIDOS: El ballet nacional de Cuba en México

jueves, 28 de noviembre de 2002
México, D F(apro)- Las presentaciones en la Ciudad de México del Ballet Nacional de Cuba (BNC) fueron desconcertantes Dirigido por Alicia Alonso, considerado como uno de los bastiones de la Revolución Cubana, el BNC posee una reputación casi tan grande como los alcances que ha tenido la llamada “técnica cubana” en el mundo de la danza internacional Los niveles técnicos de los bailarines cubanos son extraordinarios y, a tal grado, que la famosa coreógrafa Agnes de Mille solía decir que Cuba exporta tres grandes productos: azúcar, habanos y bailarines Al día de hoy, decenas de sus intérpretes han obtenido las principales medallas en los concursos más renombrados de ballet en el mundo A cerca de 44 años del triunfo de la Revolución Cubana, el ballet es, sin duda alguna, un arte de masas en la isla No obstante, la versión que el grupo trajo a México de la legendaria obra Giselle, con coreografía de Alicia Alonso y música de Adolph Adam, parece haber perdido su vigencia Tal vez los problemas de la puesta en escena se debieron a las precarias condiciones del Teatro de la Ciudad, sede del evento y que tiene un foro insuficiente para un montaje complejo, repleto de escenografía, y tal vez muy pocas luces para las necesidades de la creación de Alonso Es difícil saberlo Lo que sí saltó a la vista, es que el montaje de la bailarina y coreógrafa no ha sido actualizado Por ejemplo, el concepto escenográfico es totalmente ilustrativo, poco interesante en su concepto plástico e incluso un tanto kitch La casita de Giselle, la cabaña donde Albrecht esconde sus ropas, la fuente, realmente parecían de cartón Estacionados en un concepto de los cincuenta, lucían como una clara referencia a las escenografías utilizadas en la televisión mexicana para programas como el “Teatro Fantástico”, de Cachirulo Esto no hubiera sido tan grave si ese escenario no hubiera quedado reducido a unos cuanto metros Al mismo tiempo, la utilería –uvas de plástico, por ejemplo-- era ramplona y corriente, lo mismo que el vestuario, de pésimo diseño Por fortuna, a pesar de todos estos estorbos, los bailarines eran estupendos, muy en especial el cuerpo de baile, que en sincronía perfecta resultaba asombroso y de belleza excepcional, lo mismo que la bailarina Bárbara García, en el papel de Giselle Es claro que el aislamiento económico y geográfico han incidido también en el desarrollo escénico cubano Resulta paradójico que mientras los cubanos han subido sistemáticamente su nivel técnico e interpretativo, no han tenido la oportunidad de estar al día en las nuevas búsquedas escénicas Sus montajes originales de las obras del repertorio clásico han dejado de ser la vanguardia, para convertirse en puestas en escena de museo Una especie de “paleodanza” que es interesante más por ver cómo se hacía la danza hace cuarenta años, que por su propuesta estética o dramática