CINE/PERMANENCIA VOLUNTARIA: "Tiro penal"

miércoles, 22 de mayo de 2002
México, D F (apro)- Pudo haber sido un deleite para todos los "fans" de futbol, y terminó en un intento fallido La ópera prima del director Barry Skolnick, "Tiro penal" ("Mean Machine", Inglaterra-EU, 2001), está basada en la película "Golpe bajo", estelarizada por Burt Reynolds y dirigida por Robert Aldrich, y lo único que cambia es el deporte --en la versión original es el futbol americano "Tiro Penal" cuenta la historia de Danny, alías "Mean Machine", un exjugador de futbol cuya carrera se fue al caño por cometer un penalti en contra de la selección de su país en un partido importante Ahora, Danny purga una pequeña condena por golpear a un policía, y las cosas empeorarán, pues no sólo tendrá que enfrentarse al odio de los "hinchas presos" de su selección, sino que además deberá lidiar con los caprichos del gobernador, quien desea que Danny dirija al equipo de la prisión en contra de los deseos del actual director técnico: el jefe de los guardias Para deshacerse de toda presión por parte de las autoridades y reconciliarse con los presos, Danny se anima a organizar un partido entre los presos y los guardias, en el que su honor estará de por medio Barry Skolnick es incapaz de conjuntar el dramatismo de la historia con la parte cómica Los personajes y sus conflictos son meros esbozos, un chiste viviente, lo que en ocasiones provoca humor involuntario, y si a esto le sumamos las veces que vemos el micrófono en pantalla, la película nos termina debiendo dinero De vez en cuando, uno que otro gag, una línea o una que otra caracterización poseen la chispa suficiente para hacernos reír, pero ni eso ni la tónica que utiliza el director Guy Ritchie en sus películas ("Cerdos y diamantes") es suficiente La decepción es inminente, sobre todo si nuestro único antecedente de "Tiro penal" son los cortos de promoción, los cuales están mil veces mejores que este churro británico

Comentarios