TRAS EL TRAZO: La "naturaleza exaltada" de Ángela Gurría

lunes, 27 de octubre de 2003
* Su obra escultórica, en el Museo de Arte Moderno * Del 22 de octubre de 2003 al 25 de enero de 2004 México, D F, 27 de octubre (apro)- Desde una mariposa hasta la monumentalidad del paisaje de Tepoztlán son los motivos que inspiran la obra escultórica de Ángela Gurría, quien a partir del 22 de octubre expone en el Museo de Arte Moderno (MAM) Curada por Miriam Káiser, la exposición reúne alrededor de 80 piezas, entre esculturas de grande, mediano y pequeño formato --talladas en cantera, metal y mármol--, maquetas, dibujos y reproducciones fotográficas de su escultura monumental Fue anunciada en rueda de prensa por la propia artista, Luis Martín Lozano, director del MAM, y Káiser, quien al final ofreció un recorrido por la sala “José Juan Tablada”, donde se montaron las piezas Reacia a hablar con la prensa, Gurría contó en breves palabras que supo que quería ser escultora cuando escuchó trabajar a los canteros Para ella la escultura no fue una opción sino “un destino” que le ofrece además “toda la vida” Gurría realizó sus estudios profesionales en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, pero se inició en la escultura de manera autodidacta a principios de la década de los años cincuenta del siglo pasado y más tarde como alumna del también escultor Germán Cueto Káiser explicó que no se trata de una retrospectiva, porque además no es la primera vez que Gurría expone en el MAM, sino de una exposición antológica que toca los diferentes temas abordados por la escultora en su obra El más constante ha sido la naturaleza Así pueden verse en la colección, proveniente de diversos acervos, la maqueta para “Río Papaloapan”, la del proyecto “Río Grijalva”, un par de esculturas tituladas “Aguaje” y “El aguaje 2”, en las cuales la talla de la piedra es mínima, para delatar apenas algunos detalles, y en cambio tienen agua como si se tratara de un paisaje, de un lago rodeado por rocosas montañas Otras obras retratan figuras de animales: ratón, paloma, búho, rana, caracol y, sobre todo, mariposas, como en una de sus piezas, que a decir de Káiser tiene claras reminiscencias del arte prehispánico, donde estos insectos alados aparecen por todas las caras de la obra como si hubieran sido incrustadas dentro de la piedra Hay también plantas (cactus, biznaga, un homenaje a la ceiba, árboles) y desde luego, pero en menor cantidad, figuras humanas, como su abstracta figura de una pareja o un conjunto coral de niños cantores cuya ovalada boca roja --contó Káiser-- hacía decir a la artista: “mira, están cantando” La muestra se divide temáticamente en las secciones Cielo, Aire, Agua y Mar, Flora, Figura humana, Animales, Vida y Muerte, Paisaje, Vitrales y las maquetas y reproducciones En Paisaje destaca “Tepozteco”, una pieza de 4 módulos, realizada entre 1967 y 1968 que evoca el paisaje de Tepoztlán, Morelos Se puede ver también la maqueta de su obra “Señal Estación No 1” de la Ruta de la Amistad, y no falta su talla en mármol titulada “Nube” que forma parte de la colección del MAM A partir de esta exposición también se incorpora a este acervo la obra “Río Papaloapan”, restaurada por el Centro Nacional de Conservación y Registro del Patrimonio Artístico Mueble (Cencrapam) del INBA, que fue donada al museo por la artista Mediante esta exposición, cuya investigación estuvo a cargo de Claudia Morales, el MAM busca avanzar en al “revaloración historiográfica” de la artista “como uno de los actores de aquella generación que heredó la tradición de la escultura mexicana; la corriente figurativa pero, al mismo tiempo, opera también en ella el cambio hacia lenguajes contemporáneos al adoptar en su producción escultórica, líneas y formas abstractas sin perder como referencia el mundo que la rodea” La muestra estará abierta al público hasta el 25 de enero de 2004 En forma paralela se ofrecerá el curso “Ángela Gurría y la escultura mexicana” a cargo de la investigadora Lily Kassner, especialista en escultura (realizó el “Diccionario de Escultores Mexicanos”) y directora de Artes Plásticas de la Coordinación de Difusión Cultural de la UNAM, los días 5, 12 y 19 de noviembre

Comentarios