Cumple 25 años el proyecto Templo Mayor (Segunda y última parte)

lunes, 17 de febrero de 2003
PIEDRA SOBRE PIEDRA México, D F (apro)- El descubrimiento marcó el inicio de un ambicioso proyecto de excavación que tuvo como finalidad encontrar el perímetro del recinto sagrado de la gran Tenochtitlán El antropólogo Alfredo López Austin ha declarado que lo primero que hicieron los mexicas al asentarse en lo que hoy es el corazón de la Ciudad de México, fue trazar una cruz que significaba la superficie de la tierra, dividida en los cuatro rumbos del universo, y establecieron en el cruce el centro de su ciudad: “Las fuentes narran que lo primero que se hizo fue precisamente la pirámide principal, es decir el Templo doble de Huitzilopochtli y Tláloc; el juego de pelota y el lugar donde se colocaban los cráneos de los sacrificados (tzompantli); se trazaron las divisiones de los cuatro barrios y se empezaron a repartir las parcelas Esto es propiamente el origen del Templo Mayor" Algunas fuentes señalan como 1390 el año de inicio de construcción del templo, pero el antropólogo sostiene que fue desde la fundación de Tenochtitlán en 1325 Investigaciones de Matos Moctezuma y del historiador Miguel León Portilla afirman que se reedificó en siete ocasiones y se amplió en once Las primeras excavaciones en la zona se realizaron en 1790 Se encontraron el Calendario Azteca o Piedra del Sol y la figura de la diosa Coatlicue Entre finales del siglo XIX y principios del XX se hicieron nuevos trabajos en los que participaron, entre otros investigadores, Leopoldo Batres y Manuel Gamio, a quien se atribuye haber descubierto el lugar donde se ubicaba el templo principal RUINAS TRAS RUINAS Las excavaciones emprendidas por el equipo de Matos Moctezuma tras el hallazgo de Coyolxauhqui provocaron en su momento una gran polémica, porque se amenazaban monumentos de calles como Moneda, Seminario, Guatemala, Justo Sierra y licenciado Primo Verdad En aquel entonces, la revista “Proceso” consignó la inquietud de los habitantes de esa zona del Centro Histórico que temían quedarse sin hogar Matos Moctezuma afirmó al semanario: “No se va a destruir ningún edificio Si la Junta Consultiva de Monumentos Históricos del INAH determina que una casona no se mueve, nosotros la respetaremos Hasta el momento, no se ha tirado un milímetro de ningún inmueble Es cierto que son ruinas lo que vamos a encontrar, como lo son las de Palenque y Oaxaca; es evidente que si trabajamos con culturas desaparecidas, debamos encontrarlas afectadas por el tiempo y por el asentamiento de otros grupos” Lo que más se cuestionaba en esa época era si tenía sentido convertir en ruinas edificios de valor histórico para encontrar igualmente ruinas de un pasado ya inasible Finalmente se impuso la voluntad presidencial y se avasallaron los monumentos para abrir paso a los vestigios prehispánicos También “Proceso” recogió el testimonio del entonces presidente José López Portillo al respecto: “Aquel 28 de febrero de 1978 sentí pleno y redondo el poder, podía, por mi voluntad, transformar la realidad que encubría raíces fundamentales de mi México, precisamente en el centro original de su historia, místico ámbito de su tragedia dialéctica, aún no resuelta (…) Simplemente dije: exprópiense las casas Derríbense, y descúbrase, para el día y la noche, el Templo Mayor de los aztecas” La misma revista informó que el Proyecto Templo Mayor inició un día después del hallazgo de la Coyolxauhqui Se planeaba realizarlo en un año con un presupuesto de tres millones de pesos y la participación de diversos especialistas, entre ellos arqueólogos, restauradores y etnohistoriadores EL MUSEO En la realidad el proyecto cumple ya 25 años y no para Recientemente se han realizado recientes hallazgos, entre ellos uno de los límites de lo que fue la ciudad prehispánica, cerca de las calles de 5 de Mayo y Monte de Piedad La primera década de exploraciones dio como resultado la creación del museo de sitio del Templo Mayor, que muestra las características que tuvo el recinto ceremonial, así como las más de cinco mil piezas que se han rescatado a lo largo de estos años Como parte de las conmemoraciones por los 25 años del Proyecto Templo Mayor, el museo presentará en su vestíbulo la exposición “El rescate de un mito: Coyolxauhqui, 25 aniversario”, del 20 de febrero al 27 de abril Se realizará también un ciclo de conferencias con los temas “Memoria de un hallazgo”, con Raúl Arana; “Identidad de una diosa”, a cargo de Felipe Solís; y “El Centro Histórico, antes y después de Coyolxauhqui”, con Eduardo Matos Moctezuma

Comentarios