Canto de ballenas

lunes, 20 de febrero de 2006
México, D F, 20 de febrero (apro)- Hasta el mes de marzo es posible disfrutar del grandioso espectáculo de las ballenas grises en las lagunas del Mar de Cortés, donde acuden anualmente tras un largo recorrido de 4 mil 500 kilómetros desde Punta Barrow, en el océano glaciar Ártico, cruzando el Estrecho de Bering y las Islas Aleutianas "Es un espectáculo impresionante", afirma la estudiante de medicina nacida en La Paz, Baja California Sur, Andrea Vázquez Corona, de 20 años de edad, quien ha asistido como observadora al complejo lagunar de Guerrero Negro y San Carlos los últimos cinco años "Se trata de algo padrísimo, te van llevando en lancha y cuando las ballenas están cerca, los guías apagan el motor Aunque las ballenas grises son animales muy nobles y se dejan acariciar, estoy segura que en una ocasión una sí se molestó, pues se colocó abajo de nuestra embarcación y la sacudió Pero en general no atacan; y verlas tan majestuosas me llamó la atención doblemente, pues hay una época cuando llegan para aparearse, hacen el amor, y al año siguiente regresan a dar a luz sus bebitos ballenatos Entonces, suena lógico que las mamitas ballenas traten de proteger a sus crías", explica La afluencia creciente de observadores de ballenas, que en 1996 ascendió a más de 30 mil visitantes a los sitios de arribo, desde Bahía Magdalena hasta el complejo lagunar de Guerrero Negro; y la zona de Los Cabos y el Golfo de California, ha aumentado, hecho que obligó al investigador Armando Trasviña Taylor a reimprimir su estudio ¿Qué desea saber de las ballenas de Baja California?, edición de autor, con láminas de Martha Trasviña, Jorge Rocha y Roberto Muñoz (el profesor Trasviña Taylor ha escrito El proceso electoral en los Estados Unidos de Norteamérica, Monografía del Estado de Baja California Sur, Loreto: madre y cuna de las Californias y ¿Qué desea saber sobre Baja California Sur?) Las 116 páginas del libro están divididas en nueve amenos capítulos armados con 166 preguntas y respuestas, además de una bibliografía El primer apartado se refiere al origen y evolución de las ballenas; destaca que el hombre del neolítico dejó constancia de su contacto con ellas por medio de dibujos rupestres en diversas grutas de Noruega, así como en las vetustas pinturas de las cuevas en Baja California Sur La historia de las ballenas aparece muchos siglos antes de la era cristiana asociada a la historia de la navegación, particularmente relacionada con la evolución de pueblos ribereños como los fenicios, los cretenses, los griegos y los romanos Quienes primero escribieron sobre ellas fueron Aristóteles, en el siglo IV, en su Historia Animalum, y Plinio, El viejo, para Naturalis Historia Más tarde, afirma Trasviña Taylor, el tema resurgió asociado con la cacería de esta especie: "En el curso de las centurias siguientes, países de Europa y de Asia, deseando perfeccionar las tecnologías de captura y beneficio, comenzaron a estudiar los cetáceos que, dicho sea de paso, en el terreno de las especulaciones crearon un largo historial de mitos y leyendas que enriquecieron el mundo de la fantasía y de la literatura" Sin embargo, sería a partir del siglo XVI que los delfines fueron diferenciados de los peces Los malentendidos continuaron: en 1969, se afirmaba que los únicos depredadores naturales de las ballenas eran las ballenas asesinas, mito que niega Trasviña Taylor: "Nadie ha visto a una de ellas matando a una gris El hombre es histórica y potencialmente el peor de los depredadores de la ballena gris" Este año unas mil 500 ballenas serán sacrificadas en todo el mundo, por lo que sitios internet como wwwedeptivecom/enoughsenoughorg han abierto su portal como último recurso contra la matanza Clasificación y biología Los cetáceos son mamíferos marinos que constituyen un orden muy particular, tienen forma de peces (pisciformes) y miden entre uno y 30 metros o más de longitud, por lo que es la especie mayor en el reino animal Cuentan con orificios nasales en lo alto de la cabeza, las extremidades anteriores transformadas en aletas, las posteriores atrofiadas y una magna aleta, caudal y horizontal, al final de su cuerpo La palabra cetáceos proviene del latín cetus; y ésta, del griego keetus que significa "ballena"; en inglés se le denomina whale, del verbo to wheel: "rodar" (Roy Nickerson, en Brother Whale, 1986) Es muy difícil saber si una ballena es macho o hembra, a menos que se pueda observar de cerca Alcanzan su madurez luego de los cinco años de edad, o sea, que al cabo de la quinta migración la ballena está apta para ser madre; los machos tardan más en alcanzar su madurez sexual Stephen Leatherwood y otros consideran que la madurez se alcanza para ambos sexos cuando la ballena logra una longitud entre 11 y 12 metros En general, se cree que el periodo de procreación más apto se mantiene entre los 5 y los 13 años en promedio Música de ballenas Aristóteles estaba seguro que las especies marinas producían sonidos Empero, no fue sino hasta el desarrollo de los instrumentos modernos que en el siglo XX se logró conocer la amplia diversidad de los mismos El investigador Douglas H Cato expone en varios de sus tratados que durante los años 1941 y 1944, plena Segunda Guerra Mundial, diferentes organismos de Gran Bretaña y Estados Unidos realizaron estudios al respecto; pero la detección del sonido de las ballenas fue algo "accidental", explica Lesley Dow (Great Creatures of the World, 1990): "A comienzos de la década de los años 50, la marina estadunidense comenzó a operar un equipo de sonido bajo el agua llamado ?Sofar? para capturar la presencia de submarinos enemigos y así, en forma casual, quedaron registrados los primeros sonidos de ballenas" Los cetáceos no cuentan con cuerdas vocales, escribe Trasviña Taylor y, por este hecho, durante décadas se pensó que eran mudas El zoólogo inglés Jeremy Cherfas aventura: "La mejor conjetura es que ellas producen los sonidos por medio de válvulas de los sacos internos, a través de los músculos que tiene la laringe o por medio de sus canales respiratorios" Las ballenas emiten sonidos diversos y variables tanto en intensidad como en tonalidades "Cantan" las ballenas de aleta, las azules, las blancas, las jorobadas, las francas, las arqueadas, las Minke y los delfines, principalmente Las ballenas con dientes se caracterizan por emplear frecuencias de ultrasonido que les permite conocer el ambiente que se mueve en torno suyo Los delfines emiten sonidos supersónicos en una serie de pulsaciones de duración oscilante entre 20 mil y 200 mil ciclos por segundo, cifra extraordinariamente elevada si consideramos que el oído humano sólo puede captar sonidos de poco más de 25 mil ciclos Usan sus pulsaciones para localizar objetos o alimentos en la oscuridad del océano ¿Cuánto duran esas "canciones"? Trasviña Taylor responde: "Entre seis y 35 minutos, aunque existe el testimonio de una jorobada que registró cantos continuos por más de 24 horas Las jorobadas producen una verdadera canción que consiste en una ordenada secuencia de motivos o frases musicales compuestas por ellas Las sílabas son las partes más simples de una canción y se conforman de acuerdo con el tipo de canto que desarrollan a través de los quejidos, llantos, gorgojeos, etcétera" Sin duda, "la mejor cantante de todas" es la jorobada, que también emigra a la Península de Baja California, ya que "produce canciones más largas y mejor elaboradas que cualquier otra ballena" Sus cantos duran más de diez minutos y perduran por horas con el mismo tema Por su parte, la ballena azul es la que produce los sonidos más elevados entre todos los animales vivos Parece ser que sólo los machos cantan y no siempre es la misma canción, pues éstas cambian gradualmente en el curso de varias estaciones Nigel Bonner (Whales of the World, 1989) distingue tres dialectos: uno en el Atlántico Norte por las islas occidentales del Caribe y en las de Cabo Verde, al oeste de África; otro en el Pacífico Norte (en Hawai y al oeste de México) y uno más en el Pacífico Sur (alrededor de la isla de Tonga, Oceanía) Emiten los sonidos para comunicarse entre sí, para aturdir a las especies que constituyen su alimento, para atraer a las hembras, para detectar temperaturas frías o advertir algún peligro, entre otras finalidades Jeremy Cherfas (The Hunting of the Whale, 1989) señala que los cetáceos usan los sonidos con dos propósitos fundamentales: "para comunicarse y para demostrar su inteligencia", en tanto que Peter Tyack, citado por Bonner, piensa que las canciones "pueden actuar como un mecanismo para la actividad sexual de los machos, los cuales anuncian así su disponibilidad para las hembras receptivas La única especie que de ballenas que no se le ha escuchado sonido alguno es la ballena Sei" Cita Trasviña Taylor que otro científico de apellido Adams ha sugerido: "Yo las escuché con hidrófonos y una grabadora durante grandes períodos en la Laguna de San Ignacio, en Baja California Sur, cuando las ballenas nadaban alrededor de nuestra embarcación; pero no pude escuchar sonidos de ellas Si la ballena gris lo hace o no, está sujeto a discusión" No obstante, investigaciones más recientes de Jorge A Vargas (Supervivencia de la ballena gris, 1981) indican que las grises mantienen cierta comunicación entre ellas En 1970, un disco de larga duración con el sonido de las ballenas fue puesto en el mercado de Estados Unidos, su título fue Songs of the Humpback Whale ("Canciones de la ballena jorobada") que llegó a vender 10 millones de copias Agrega Trasviña: "La misma disquera Capitol sacó más tarde otro en California: Deep Voices The Second Whales Record ("Voces las profundidades Segundo disco de ballenas") Y así aparecieron posteriormente Ocean of Songs: Whales Voices ("Cantos del océano: voces de ballenas"), Sounds Communication of the Bottlenosed Dolphin, Sounds and Ultrasounds of the Bottle-nose Dolphin y otros muchos también en México, como parte del proyecto de la bióloga Rocío Maceda en La Paz, con músicos como Eduardo Soto-Millán "El interés que se ha despertado, formalmente hace apenas 40 años acerca de los ruidos de origen biológico en el mar, entre otros el de las ballenas, no sólo radica en el significado que tienen como recurso para conocer el comportamiento en las especies, sino también como instrumento de confusión porque interfieren éstos con los otros sonidos o ruidos que el hombre produce en los océanos, principalmente de carácter militar o científico, advierte Cato Los sonidos son las formas más efectivas de transmisión por medio del agua, los cuales se aprovechan para enviar información a través de los mares" Crimen y migración Se cree que los primeros cazadores de ballenas fueron los cretenses y luego, los fenicios en el siglo VIII antes de Cristo, y desde comienzos de la era cristiana los noruegos, seguidos de esquimales y japoneses A partir del siglo XIV, se sumaron los ingleses, galeses, vascos y holandeses Los cetáceos más codiciados en un principio fueron las grandes ballenas azules y las francas Al escasear éstas, se persiguió a los cachalotes y a las grises En los años 60 se capturaron también las ballenas bobas o Sei, que en el ciclo 1964-1965 alcanzaron la cifra de 20 mil sacrificadas "A mediados del siglo XIX Estados Unidos creó la flota más extensa de barcos balleneros, tanto en el litoral de Massachussets por el Atlántico, como en las costas de San Francisco, en el Pacífico El más connotado cazador de ballenas fue Charles Melville Scammon, nacido en Pistón, Maine, en el año de 1825; cuando cumplió 27 años empezó su cacería de ballenas por toda la península de Baja California y en 1855 descubrió la Laguna Ojo de Liebre que, en muchos mapas de otros países, se indica como Laguna Scammon" Para 1870 declinó la caza de cetáceos y en 1986, gracias a la participación pública y las acciones ejercidas por organismos conservacionistas, se estableció una prohibición internacional para la caza comercial de la ballena por parte de la Comisión Ballenera Internacional Sin embargo, clandestinamente se han cazado más de 11 mil cetáceos Noruega, Islandia y Japón son los mayores cazadores Asienta Vargas: "Cada año, hacia fines de diciembre llegan a las tranquilas aguas de las lagunas y las bahías de la península de Baja California cientos y cientos de ejemplares de la ballena gris y otras clases, una de las migraciones más extraordinarias que tenga noticia el mundo de la ciencia" A mediados del otoño y con la llegada del tiempo frío, las ballenas sienten la urgencia de emigrar y aparearse Dejando las aguas árticas encuentran su camino a través de las islas Aleutianas llegando a mar abierto en el Pacífico, se dirigen a la Columbia Británica, de ahí siguen su curso hacia el sur, manteniéndose cercanas a Oregon y California ¿Por qué arriban con tanta exactitud? La naturaleza dotó a las ballenas de un sistema de medición del tiempo que se califica como "maravilloso", dado que su arribo o regreso a los lugares extremos casi nunca tiene un retraso mayor de cinco días, apunta Vargas, mientras que Trasviña Taylor señala: "Algunas lagunas de la península se convierten año con año en los campos de invierno de las ballenas Las más visitadas son el complejo lagunar de Bahía de Sebastián Vizcaíno formada por las lagunas de Ojo de Liebre, Guerrero Negro y Manuela Más al centro, la Laguna de San Ignacio y al sur el Estero de la Soledad, la Bahía Magdalena y Bahía de Almejas Dentro del Golfo de California han llegado a localizarse pequeños grupos en Yavaros, Bahía de Santa Martha (La Reforma) en Guaymas, Sonora; en Puerto Peñasco y Bahía de los Ángeles Al llegar la primavera, en marzo, los cetáceos inician su viaje de retorno a los mares de Alaska" El empresario Alfonso Vázquez Oliva, poseedor del centro cultural Las Varitas Bar & Rock y vicepresidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera en Baja Califonia Sur, opina: "Febrero es el momento espléndido para las ballenas en nuestra región, pues ellas atraen a miles de turistas en Puerto López Mateos, San Carlos y Ojo de Liebre No sólo contemplamos un espectáculo sin parangón en toda la Baja California Sur, sino que sirve para crear una nueva conciencia ecológica sobre el entorno, en tiempos cuando el caos y la depredación rigen el planeta Las ballenas brindan un espacio de paz y reproducción Además, los lugareños son personas que saben protegerlas"

Comentarios