COMPUTACIÓN:Un mundo al revés

viernes, 24 de febrero de 2006
México, D F, 23 de febrero (apro)- En una entrevista televisiva la señora María Isabel Miranda de Wallace, cuyo hijo Hugo Alberto fue secuestrado en julio pasado para ser asesinado en fecha posterior, decía indignada que en la justicia mexicana parece que vivimos en un mundo al revés: Los malos están libres, los buenos estamos indefensos Palabras más, palabras menos, ésa era la reflexión de una víctima más de los secuestros en México Sin embargo, sus palabras tocan otras instancias Pongamos por ejemplo al gobernador de Puebla, Mario Marín Torres, del cual se filtraron unas llamadas telefónicas en donde se refleja el tráfico de influencias, la manipulación de la justicia para los intereses personales y probablemente otros delitos más Marín, 26 horas después de que las conversaciones fuesen dadas a conocer, apenas sale a dar la cara, y a pesar de las alegorías que hizo sobre la posibilidad de que le imitaran la voz (como en el programa de televisión La Parodia o El Privilegio de Mandar, háganme el favor), no ha podido convencer a la mayoría de que estas grabaciones son falsas Ya el periódico Reforma publicó el análisis de expertos en el tema del audio, mostrando que no hay edición en las grabaciones y que la voz es del gobernador en cuestión Este personaje, desde luego, con un cinismo espectacular, afirma que no es su voz, bueno, eso le dijo al principio a Loret de Mola en una entrevista en el noticiero mañanero de este último, pero en 3 minutos cambió 8 veces de versión Que no era su voz; que bueno, que podría ser; que era una composición de otras grabaciones; que era alguien imitándolo, etcétera Por si fuera poco, los priistas han acogido en su seno al gobernador Mi pregunta es simple: a la luz de las pruebas y evidencias, ¿A cuenta de qué lo defienden? ¿Quién en su sano juicio puede defender lo indefendible? ¿Qué intereses se esconden? De nuevo el mundo al revés Y qué decir de los hermanitos Bibriesca Sahagún, que en cinco años son grandes empresarios y, además, se sienten víctimas políticas, cuando para todos es evidente que hay tráfico de influencias Independientemente de mis juicios de valor, que bien pueden estar sesgados, aparece en el periódico La Jornada una declaración de Manuel Bribiesca Godoy: "qué hijos de los anteriores presidentes no han hecho negocio" Bonita frase, para ponerla en otro espectacular Papá Bibriesca de plano haría mejor en callarse la boca, porque débil favor le hace a sus retoños con estas declaraciones De nuevo, los valores éticos no sirven Se repite un mundo al revés Ya en el tema que nos ocupa, la computación, tenemos el mensaje de e-mail en donde me anuncian la posibilidad de comprar una base de datos de direcciones de correo electrónico para hacer telemercadeo, o en otras palabras, spam En una parte del mensaje de marras dice: "¡¡¡Envíos masivos a e-mails Enviamos tu publicidad a tus próximos clientes ¡¡¡ Te diseñamos una BD de mails de tu Estado o de Todo Mexico Todas las BD?s pueden ir con cualquier segmentación¡¡¡¡ Aprovecha¡¡¡¡¡¡¡¡¡ ¡" (sic) Y remata: "AHORA TAMBIEN PUBLICIDAD POR MENSAJES A CELULAR (sic)" Estas empresas que hacen negocio con el aborrecido correo chatarra, no solicitado pues, no son novedad realmente Lo que llama la atención es lo que dice al final del mensaje de correo electrónico: "Por favor no elimines este e-mail, mándaselo a tus contactos, tal vez a ellos les interese esta información o tal vez con ellos podamos hacer negocio Simplemente reenvíalo a tus contactos, es muy sencillo Evitemos el correo spam apoyando el comercio Mexicano (sic)" A ver, ¿evitemos el correo spam apoyando al comercio Mexicano? ¿Qué significa esa frase? ¿De verdad, quien haya redactado este mensaje cree que todos somos una sarta de idiotas que nos creemos cualquier cosa que se manda por vía electrónica? En mi opinión lo que debe estar pasando es que el mal ejemplo impera Sale un gobernador en los medios, "dando la cara", negando lo innegable Sale incluso el presidente Fox diciendo que espera que los de la primera comisión en la Cámara de Diputados, que investigaron a los hijos de Martita, se disculpen con él El cinismo llena todos los espacios disponibles cual gas y nos muestra un México que vive al revés No hay justicia, no hay leyes o, más bien, la única ley es la del más fuerte o del más poderoso Y así las cosas, para liberar mi frustración haré lo que hacía Jorge Ibargüengoitia: me iré a cocinar un huevo frito