Arráncame la vida competirá por el Óscar

martes, 28 de octubre de 2008
MEXICO, D F, 27 de octubre (apro)- La película mexicana Arráncame la vida, de Roberto Sneider, basada en la novela homónima de Ángeles Mastretta, fue seleccionada dentro de los 67 filmes que competirán por el Óscar en la categoría de mejor película extranjera La Academia de Cine de Hollywood hizo pública la lista de las películas que aspiran a la estatuilla en la edición 81 Dijo que este año se rompió el récord de aspirantes El año pasado fueron escogidos 63 largometrajes para esa categoría Señaló que ahora lo que sigue es recibir las copias de las películas para ser estudiadas, y dijo que las cinco candidatas oficiales se darán a conocer el próximo 22 de enero y competirán por el Óscar, en la ceremonia que se realizará en febrero de 2009 Arráncame la vida es una de las películas más costosas del cine mexicano: 65 millones de pesos (el costo promedio de un largometraje en el país es de 20 millones de pesos) y 20th Century Fox invirtió en publicidad un millón de dólares Sneider, quien sólo había rodado Dos crímenes (1993), señaló, en entrevista, que para él es un logro haber retratado al México de la posrevolución "Es algo que no hemos tenido los mexicanos o poquísimo", añadió Dijo que es "valioso" que 20th Century Fox se haya entusiasmado con el proyecto --protagonizado por José María de Tavira, Daniel Giménez Cacho y Ana Claudia Talancón-- y que lo promueva "Me parece necesario que en México se haga cine de diferentes tamaños Es importantísimo que un chavo que tiene una gran idea haga, con 10 mil pesos, una película en video, y si es un producto que valga la pena, salga También en algunos proyectos que lo ameriten, debemos aventarnos a hacerlos más ambiciosos", agregó --¿Fue difícil conseguir 65 millones de pesos para la película? --Sí Hace siete años intentamos hacer el proyecto y fue imposible No logramos el financiamiento Nos volvimos a plantear la cinta hace dos años y lo logramos, gracias al artículo 226 de la ley del Impuesto Sobre la Renta, un incentivo fiscal para el cine

Comentarios