Dos premios a cortos mexicanos en Francia

miércoles, 23 de diciembre de 2009
MÉXICO, DF, 23 de diciembre.- Los cortometrajes mexicanos y La canción de los niños muertos, de David Pablos, y Roma, de Elisa Miller, obtuvieron los premios por mejor dirección y mejor guión, respectivamente, en la 32 edición del Festival International des Ecóles de Cinema, efectuado en Poitiers, Francia. El evento, realizado del 4 al 12 de diciembre, recopiló en total mil 284 filmes de 220 escuelas de 56 países, de los cuales entraron a la fase final de competencia sólo 40, y siete fueron galardonados. Laureado ya como mejor corto de ficción en el Festival Internacional de Cine de Morelia 2008, Pablos recibió en Poitiers por La canción de los niños muertos mil 500 euros; y Miller, quien se había llevado ni más ni menos la Palma de Oro en Canes en 2007 por el corto Ver llover, percibió mil euros. Los dos realizadores son del Centro de Capacitación Cinematográfica (CCC). El corto de Pablos fue su tesis, y en él narra la historia de cinco hijos a quienes el papá decide aislar en una casa en la playa tras la muerte de la madre, de la cual lo culpan, por lo que desean castigarlo. Roma, también tesis de Miller, se centra en una joven migrante que se esconde en una fábrica de jabón en Estados Unidos. Los otros ganadores fueron: Anna, de Runnar Runarsson (Dinamarca), gran premio; Birds get vertigo too, de Sara Cunningham (Francia), premio especial; Never drive a car when you are death, de Gregor Dashuber (Alemania), premio revelación; The last page, de Kevin Acevedo (Estados Unidos), reconocimiento del público; y Elkland, de Per Hanefjord (Suecia), la presea de los estudiantes. Obtuvieron mención especial Roots, de Eileen Hoofer (Suiza), y Suzanne, de Monfajon y Janon (Bélgica). El jurado estuvo integrado por los cineastas Nassim Amaouche y Claire Burguer, el productor Sebástien de Fonseca, el editor Laurence Briaud y Alain Botarelli, del Festival de Imágenes.

Comentarios