Alfredo Gurrola regresa a la dirección con filme sobre el 68

martes, 19 de octubre de 2010

MORELIA, Mich., 19 de octubre (apro).- Tras veinte años de no rodar un largometraje, Alfredo Gurrola regresó a la dirección con una historia original de Rafael Aviña sobre el movimiento del 68 y los desaparecidos políticos de entonces a la fecha.
    La película, titulada Borrar de la memoria. Hay cosas que no se olvidan, se proyectó por primera vez en la octava edición del Festival Internacional de Cine de esta ciudad. La trama se centra en un asesinato real, ocurrido en 1966, conocido en la prensa como “la empaquetada”, pero Aviña lo ubica en el 68 para relacionarlo con el movimiento estudiantil de ese año.
Era una joven que apareció mutilada en una caja de cartón en Lomas de Sotelo y nunca se supo quién la mató.
La película les ocupó diez años debido a que no conseguían el financiamiento, pero fueron afinando cada vez más el guión hasta llegar a 18 tratamientos. Allí se mencionan a los desaparecidos no sólo del 68 sino de los setentas hasta la actualidad y casos como el asesinato de Luis Donaldo Colosío y las elecciones de 1988.
Rafael y Gurrola aseguraron que el tema no afectó para conseguir el dinero para el proyecto.
    En tanto, Aviña señaló que “esos tópicos siempre se van a hablar, todo el tiempo”. Por su parte, Gurrola agregó “que son 42 años de distancia de los sucesos del 68 y hay muchas situaciones que los personajes de la película mencionan que hasta la fecha no se han resuelto en la vida real.
Ambos aseguraron que su intención no fue crear una cinta política sino un thriller.
    El también crítico de cine siempre pensó que el relato debía ser dirigido por Gurrola “porque para mí es el mejor cineasta de cine policíaco en México”.
    El Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine) apoyó el guión; estuvo en un taller que coordinó Enrique Rentería. Y el segundo tratamiento, que no tienen nada que ver con el primero, Aviña se lo presentó a Gurrola y él encontró una forma cinematográfica que podría tener una opción para convertirse en una película.
En Borrar de la memoria…, se enfatiza en las filmaciones en la matanza del 68 efectuadas desde el edificio de la Secretaría de Relaciones Exteriores.
Actúan René Campero, Diana García, Jorge Luke y Adalberto Parra.
Al guionista le parece importante abordar el movimiento del 68: "Sigue siendo un tema nodal, coyuntural, que todavía no se resuelve. Las nuevas generaciones se siguen preguntando qué fue lo que pasó en el 68 y, por más apertura, no se sabe realmente qué fue lo que sucedió”.

Comentarios