Finaliza Dortmund: gana Kramnik

miércoles, 3 de agosto de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El tradicional torneo de Dortmund, Alemania, finalizó con el triunfo de Vladimir Kramnik, el cual ha ganado esta justa en diez ocasiones. Sin duda, el jugador con más talento en el mundo, a decir de Kasparov, ha recobrado su altísimo nivel y está pasando por una muy buena racha, uno de sus mejores momentos. Los participantes en Dortmund fueron: el local George Meier, con el más bajo puntaje (2656 puntos Elo); Anish Giri (de Holanda), que ya está en el club de los 2,700 puntos; Le Quang Liem, de Vietnam, el mejor juvenil del momento, con 2,715 Elo; Ruslam Ponomariov (Ucrania), excampeón del mundo, con 2,764 unidades; Hikaru Nakamura (Estados Unidos), que este año ganó Wijk aan Zee y que se ha metido en la elite. Cuenta con 2,770 puntos Elo; y finalmente, Vladimir Kramnik, con 2,781 puntos Elo, de Rusia, y favorito para ganar. El torneo se jugó a doble vuelta y Kramnik ya lo había ganado antes de empezar la última ronda. Tuvo un desempeño de 2,868 y ganó 12 puntos en el rating. Se acerca “peligrosamente” al selectísimo club de los jugadores con 2,800 puntos. Ganó cinco partidas, empató cuatro y perdió sólo una, en la última ronda, contra el estadunidense Nakamura, el cual tuvo un muy mal torneo, en el que perdió precisamente la misma cantidad de puntos que ganó Kramnik. No hay duda que el ajedrez de elite es muy duro y cualquier desliz lo puede sacar a uno de ese grupo, en donde finalmente está el mejor ajedrez y las mejores bolsas de premios. Kramnik hizo 7 puntos de diez posibles. Notable actuación. El segundo sitio fue para Le Quang Liem, quien terminó invicto, empatando todas sus partidas, excepto una, en la que venció al excampeón mundial de la FIDE Ponomariov. El vietnamí estuvo a punto de vencer a Kramnik en una de las partidas de su mini encuentro (a partida y revancha), pero el ruso hizo acopio de todos sus recursos y salvó medio punto. Terminó con 5.5 puntos En tercer lugar aparece Ponomariov, que tuvo un ajedrez combativo, quizás demasiado alegre para este tipo de competencias, y en los resultados se ve: perdió tres partidas, ganó tres y empató cuatro. Para ubicarse con 5 unidades. En el cuarto sitio aparece el holandés Giri, de 16 años, quien hizo el 50% perdiendo dos encuentros, ganando dos y empatando las restantes seis partidas. Subió cinco unidades en el rating y, sin duda, va “pian pianito”, pero con paso firme. Hizo, como Ponomariov, 5 puntos, pero en los esquemas de desempate quedó en cuarto sitio. En el quinto lugar aparece el norteamericano Nakamura, del cual sorprende su mala actuación, pues su estilo sin compromisos lo hace luchar hasta el último esfuerzo. Sin embargo, no pasó por un buen momento y perdió 3 partidas, ganó las últimas dos y empató cinco, acumulando 4.5 puntos de diez posibles. De los 2770 hay que restarle a su rating 12 puntos que perdió en este torneo. Finalmente el foco rojo del torneo fue Meier, quien era el candidato para quedar al final de la tabla, por ser el jugador de menor rating. No obstante, solamente perdió 7 puntos, logró seis empates y perdió cuatro partidas. No pudo ganar ninguna. Eso habla de lo difícil que es enfrentar el ajedrez de gran nivel. La partida que le ganó Kramnik a Meier demuestra la diferencia de ajedrez que se ve en ambos jugadores. Dortmund terminó y quizás fue una de las ediciones más emocionantes, amén de intensas. Hubo una cantidad de partidas importantes, bien jugadas, modelos de estrategia que ningún aficionado debe perderse. Pueden verse en la página web de chessbase.com directamente, sin necesidad de poner un tablero (http://chessbase.com/newsdetail.asp?newsid=7424).

Comentarios