Se declara inocente productor de 'Survivor' acusado de homicidio

viernes, 10 de febrero de 2012
CANCÚN, Q. Roo (apro).- El productor de televisión Bruce Beresford-Redman compareció este viernes en el Juzgado Segundo de lo Penal, donde se declaró inocente del asesinato de su esposa, Mónica Burgos. La víspera, el estadunidense –acusado de homicidio calificado– fue presentado por primera vez ante la juez en funciones, Geny Alicia Cajún Alonso, ante quien aseguró: “Me están acusando de un crimen que no cometí. Perdí a mi esposa, que amaba tanto, perdí a mis hijos, y ahora perdí mi libertad”. En esa primera audiencia, personal de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) leyó al productor las declaraciones que rindió en abril de 2010, cuando se descubrió el asesinato de Mónica Burgos. Bruce Beresford-Redman no reconoció ni una sola. En la diligencia de esta mañana, el abogado del productor, Jaime Cancino León, presentó a un solo testigo de descargo –al parecer un prestador de servicios turísticos–, ya que el segundo (un policía judicial que participó en las pesquisas iniciales) no asistió. El cuerpo de Mónica Burgos, de origen brasileño, fue localizado dentro de una fosa séptica del lujoso hotel Moon Palace, de la Riviera Maya, donde la pareja pasaba unas vacaciones en compañía de sus hijos. El caso salió a la luz el 6 de abril de 2010, cuando Beresford presentó una denuncia ante las autoridades quintanarroenses por la desaparición de su esposa. No obstante, los rasguños y golpes que la brasileña tenía en la cara y otras partes visibles del cuerpo, además de las declaraciones de empleados y huéspedes del hotel, quienes aseguraron haber escuchado gritos en la habitación que ocupaba el matrimonio, convirtieron a Bruce Beresford-Redman en el principal sospechoso del crimen. Aunque la PGJE, que entonces encabezaba Francisco Alor Quesada, le retuvo de manera cautelar su pasaporte y le ordenó no salir del país mientras se realizaban las pesquisas, el productor huyó a Estados Unidos y días después apareció públicamente en su rancho de Palo Verde, en California. Cuando el gobierno mexicano solicitó su extradición, el productor de series como “Survivor” inició un procedimiento legal para evitar que la medida se concretara. Dado que el fallo de una corte estadunidense le resultó adverso dos veces, Beresford-Redman anunció que no apelaría más y vendría a Cancún para afrontar las acusaciones por el asesinato de su esposa, del que asegura ser inocente. El productor fue traído a México por el Cuerpo de Alguaciles de Estados Unidos, que la noche del miércoles 8 lo entregó a la Procuraduría General de la República, que a su vez lo puso a disposición de las autoridades quintanarroenses. La madrugada de ayer, Beresford-Redman fue ingresado a la cárcel de esta ciudad, donde permanece detenido, a la espera de que se resuelva su situación jurídica. Para ello, su defensa obtuvo una ampliación del término legal de 72 a 144 horas, que vencen el próximo miércoles 15. El director de Control de Procesos de la PGJE, Ludwig Alejandro Vivas Arjona, quien funge como fiscal, sostuvo que la acusación contra el productor está basada en suficientes elementos probatorios. De su lado, la juez en funciones negó los rumores que se difundieron sobre la posibilidad de que la defensa de Beresford-Redman logre un acuerdo extrajudicial para liberarlo, y sostuvo que el acusado tendrá un juicio como cualquier otra persona.  

Comentarios