Festival Distrital: "la edad atómica" y Un viaje a la mixteca

lunes, 11 de junio de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- Exhibida en el Festival Distrital 2012 Cine y otros mundos, e largometraje documental ¿Qué sueñan las cabras?, del director Jorge Prior, alude en su título al rezo “Qué sueñan las cabras antes de morir”; y es que desde hace más de cinco siglos existe una tradición en la mixteca oaxaqueña, donde cada año ocurre un sacrificio masivo de cabras, por parte de los pastores en la región, una revelación de la riqueza cultural que permanece vigente en nuestro país. La relación vida-muerte es expresada de forma natural por parte de la fotografía a cargo de César Gutiérrez, en un ritual donde estos mamíferos son los protagonistas. Esta proyección de los rituales indígenas es un sangriento canto a la vida, costumbres y pensamientos de sus pobladores que ha sido transmitido por generaciones, y que nos muestra la imposibilidad de calificar los rituales sin un amplio criterio. La interpretación del tema principal por parte de Lila Downs, y la música de la región a través de la Orquesta Pasatono, logran una belleza exuberante en cada una de sus escenas, una mezcla metafórica y musical entre bailes y cantos. Un viaje al tiempo donde el instrumento más moderno y eficaz es un cuchillo con punta afilada y la certeza para dar en el blanco. Sin duda se trata de un tema delicado, por lo que puede haber controversias en torno suyo, y eso queda a consideración del espectador, pues las imágenes son crudas y sin duda hay que ver el enfoque simbólico que tiene la película, así que no dude que la sangre salpicará hasta sus asientos. Cabe destacar que documentales como éste consiguen que veamos temas insólitos, muchos de ellos escondidos a lo largo de nuestro territorio nacional, una lección ética para la aséptica e industrial costumbre de los rasgos contemporáneos, y que merece ser apreciada. * * * La edad atómica En su categoría Topografías, Distrital trajo un nuevo estreno nacional: ‘La edad atómica (L’Age atomique). Esta nueva propuesta retrata la vida nocturna parisina, el inicio de un viaje de dos muchachos a uno de los clubes nocturnos más concurridos en busca de diversión, drogas, alcohol, y sexo, quienes atemorizados por el fracaso descubren profundos sentimientos de tristeza, dolor y melancolía. “La Ciudad Luz” en esta ocasión no es la protagonista con su Torre Eiffel, la catedral de Notre Dame, la Basílica del Sagrado Corzón o el río Sena, sino el sitio donde el peligro es latente, la frustración y el aburrimiento son los encuentros cotidianos a los que se enfrentan los jóvenes citadinos, un camino que puede terminar en violencia y colapso sentimental. Rainer y Víctor son un claro ejemplo de la decadencia por los problemas políticos, el dinero, la identidad personal y la irracionalidad, y que conforme llega el amanecer en un bosque remoto despiertan los sentimientos humanos que son cubiertos por la claustrofobia de estar en una metrópoli. La película se proyectó en una de las sedes del festival, la Sala Moliere del IFAL, con presencia de la directora Helena Klotz, quien mencionó que la musicalización del film está a cargo de su hermano; inspirados en la película Rebecca de Hitchcock, logran darle un tono agrio o dulce a cada una de sus escenas. Un largometraje que sin duda dista de ser ligero, con un tono de originalidad que muestra la perspectiva de la Torre Eiffel representado como un faro guía, una nueva visión del ya tan filmado Paris. Si lo que goza es el cine de arte, no dude en buscar esta cinta próximamente en la cartelera. ------------------ (*) Pasante de Comunicación Social en la Universidad Autónoma Metropolitana-Xochimilco

Comentarios