"Prometeo", de Scott, se estrenará con 900 copias en México

miércoles, 13 de junio de 2012 · 13:40
MÉXICO, D.F. (apro).- Ridley Scott, el célebre realizador del género de ciencia ficción en el cine --después de haber dirigido Alien, una revolucionaria mezcla de ciencia ficción y terror, seguida de Blade Runner, una de las películas de culto más admiradas e influyentes de esta época--, vuelve a estampar su sello de acción, emociones y sobresaltos con Prometeo, la cual será estrenada en México con 900 copias --en formatos de 35 milímetros, IMAX, Digital, 3D y 4DX-- el próximo 15 de junio. La película es protagonizada por Michael Fassbender, Noomi Rapace Guy Pearce, Charlize Theron y Patrick Wilson. Con Prometeo, Scott ha creado una nueva mitología, en la que un equipo de exploradores descubre una pista para descifrar los orígenes de la humanidad en la Tierra, situación que los lleva a emprender un emocionante viaje a bordo de la nave espacial Prometeo, hacia los rincones más oscuros del universo. Ahí, deberán librar una aterradora batalla para salvar el futuro de la raza humana. Aunque no ha dirigido una película de ciencia ficción en tres décadas, el interés de Ridley Scott en el género nunca declinó. Después de haber hecho dos de las más respetadas de todos los tiempos en este género, su regreso ya era muy esperado con este largometraje. Ha comentado en entrevistas: “A lo largo de estas últimas décadas, ya nos han saturado con películas de acción, de monstruos y de ciencia ficción. Así que la pregunta primordial era: ¿cuán original va a ser? “La razón por la cual no había hecho una película de ciencia ficción en tantos años, además del hecho de que he estado muy ocupado haciendo otros filmes y explorando diferentes géneros, es porque francamente no me había topado con nada que valiera la pena para mí, para hacerlo con suficiente autenticidad, originalidad y fuerza. Prometeo cuenta con las tres”. Prometeo comenzó con una figura que apareció brevemente en Alien, y que parecía haber sido olvidada una vez que el supuesto xenomorfo estalla, literalmente, en escena. Pero ese ser misterioso --una criatura fosilizada gigante con un pecho totalmente expuesto, que llegó a ser conocido como el Jinete del Espacio-- era muy recordado por el hombre que le dio vida: “Algo que se había quedado conmigo desde Alien fue el misterio detrás de esta criatura. ¿Quién era?, ¿de dónde provenía?, ¿cuál era su misión?, ¿qué tipo de tecnología tendría esta especie? Me pareció que esas preguntas podían servir como punto de partida para ideas incluso más vastas”. El coguionista Jon Spaihts añade: “La cosa más difícil al momento de haber escrito esta historia fue que no había nada por sentado. Todo tenía que ser inventado. Al crear un mundo nuevo con Ridley Scott, tuve un enorme lienzo dónde pintar”. Y el también coguionista y productor ejecutivo Damon Lindelof comenta que quedó “increíblemente impactado por cuán original era la visión de Ridley para esta película. Es audaz, visceral.” Le pusieron la película Prometeo porque la metáfora central del filme es acerca del titán griego Prometeo, que desafía a los dioses una vez que otorga a los humanos el regalo del fuego, razón por la cual es castigado horriblemente. Pero a final de cuentas, indica Lindelof, Prometeo gira en torno a nosotros: “Es acerca del futuro de la humanidad, de desafiar algunas de nuestras ideas científicas y filosóficas más apreciadas.” El equipo de científicos y exploradores a bordo del Prometeo están en un viaje para encontrar respuestas a algunas de las preguntas más profundas de la vida. Dos científicos jóvenes y brillantes, Shaw (Noomi Rapace) y Holloway (Logan Marshall-Green), que poseen motivaciones contrastantes, lideran la expedición y estan esperando conocer a los dioses. Pero estos seres prueban ser todo, menos compasivos. Son una peligrosa raza de súper seres. “El equipo del Prometeo piensa que se está dirigiendo al paraíso a obtener respuestas a las preguntas supremas. Pero lo que encuentran es un mundo sombrío, perverso y aterrador. El ambiente frío e impecable es más parecido al infierno que al cielo”, añade Jon Spaihts. La producción Scott ha apreciado los “nuevos trucos y juguetes” del cine, incluyendo imágenes generadas por computadora, y también es conocido por su creencia en filmar lo que él llama “lo auténtico”, como por ejemplo sets reales. De hecho, con tantas películas épicas de género en la actualidad que recaen tremendamente en imágenes generadas por computadora, Prometeo es una rareza: presenta un gigantesco mundo de ciencia ficción, donde la mayoría de los sets, utilería y acrobacias son genuinos. El reparto y el equipo de producción estaban asombrados con los esfuerzos del diseñador de producción Arthur Max y su equipo de artesanos. La producción filmó en cinco foros de los Estudios Pinewood en el Reino Unido, incluyendo el afamado “Foro 007” (uno de los foros más grandes de Europa, que mide aproximadamente 5 mil 500 metros cuadrados). Con un espacio limitado en foros, los realizadores tenían que hacer que cinco foros funcionaran para más de 16 sets, además de que tenían que agrandar el Foro 007 al menos en una tercera parte. La fotografía principal comenzó en agosto de 2010, aunque el trabajo preliminar había comenzado mucho antes. Arthur Max diseñó no sólo las naves espaciales y vehículos, sino también el paisaje del planeta a donde se traslada la expedición, además de las estructuras y naves espaciales que ahí descubren. Para la nave Prometeo, Max dijo que quería “hacer algo que fuera de vanguardia, que representara una nave insignia con toda la tecnología requerida para investigar en los rincones más profundos de la galaxia. “Vimos muchos diseños de la NASA y de la Agencia Espacial Europea, y jugamos con esas ideas en el contexto de cómo sería viajar por el espacio dentro de dos generaciones”. Max después trabajó en la arquitectura interior de la nave y de cómo empataría con la forma exterior. Después de 15 semanas en Pinewood, el reparto y el equipo de producción se mudaron a Islandia para filmar las secuencias decisivas, así como el prólogo. En el pueblo de Hekla, la producción capturó la acción y las emociones épicas, mientras uno de los volcanes más activos de Islandia amenazaba con hacer erupción. Escenas adicionales fueron filmadas en una espectacular cascada en Dettifoss. Las nuevas criaturas del filme son obra de Neal Scanlan, Supervisor Creativo de Efectos de Criaturas y Efectos Especiales de Maquillaje, y de Conor O’Sullivan, Supervisor de Prótesis. Scout ha sido honrado con nominaciones al Premio de la Academia a mejor director por su trabajo en Black Hawk Down (La Caída del Halcón Negro), Gladiator (Gladiador) y Thelma & Louise.

Comentarios