Festival de Cine de Guadalajara: Tercera llamada y... (ojalá y comencemos)

viernes, 8 de marzo de 2013
GUADALAJARA, D.F. (proceso.com.mx) Entre las películas mexicanas que integran la sección Mejor largometraje Iberoamericano de la 28 edición del Festival Internacional de Cine de Guadalajara (FICG), se encuentra la divertida comedia Tercera llamada, dirigida por Francisco Franco, galardonada ya por la Red Mexicana de Periodistas Cinematográficos en los Premios Paralelos. Sorprende la cantidad de personalidades del cine y de teatro que conforman el elenco, y es que cuenta con actores de larga trayectoria como Silvia Pinal, Ricardo Blume y Fernando Luján, y otros de generaciones más jóvenes y "frescos" (como se dice en la película: “¿por qué frescos si no somos verduras?"). Cabe destacar que también intervienen la reconocida Cecilia Suárez, la afamada Karina Gidi, el carismático Martín Altomaro y la destacada Irene Azuela. Incluso entre los extras se encuentran caras muy conocidas, como las cantantes Regina Orozco y Julieta Venegas, y la actriz Ana Claudia Talancón. El filme narra la historia del montaje de la obra teatral Calígula, de Albert Camus. Las complicaciones inician cuando la directora (Gidi) decide correr al actor principal de la pieza teatral a unos cuantos días del estreno y en su lugar contrata a una actriz (Azuela). Todo el equipo se enfrenta a procesos de cambio y readaptación, los cuales sólo podrán superarse priorizando su interés común: el teatro. El guión es escrito por la actriz boliviana María Renée Prudencio y Franco. La Renée (Jonás y la ballena azul) contó en la conferencia de prensa que cuando trataron de establecer el tema de la película, decidieron que “se trata de algo que todos compartimos sin importar cuál sea nuestro quehacer ante esta violencia, esta avanzada del sinsentido (...), cómo podemos apostar cada uno por algo bello que nos reúna en una comunión para que no todo se hunda y fracase.” Tercera llamada muestra la fortaleza que deben tener los actores, también sus debilidades y crisis. Destaca especialmente Azuela con tomas cerradas durante su interpretación de Calígula en numerosas ocasiones durante los ensayos. Ella misma define la película como “una declaración de amor al teatro”. Francisco Franco ha trabajado en todos los ámbitos. En teatro con obras como Tennessee en cuerpo y alma, Un tranvía llamado deseo y Muerte súbita, en televisión en programas como Mujer, casos de la vida real y Gente bien, y en cine este es apenas su segundo largometraje luego de Quemar las naves en 2007. Esta comedia para todo tipo de público, fue filmada el año pasado en las instalaciones del Centro Cultural Universitario de la UNAM, principalmente en el Teatro Juan Ruiz de Alarcón.

Comentarios